Donald Trump ha acusado a los servicios de Inteligencia de EEUU de filtrar que Rusia podría tener material comprometido para él de un viaje a Moscú con motivo de un certamen de Miss Universo con la intención de hacerle daño. Él lo ha negado, se ha mostrado muy crítico con los medios que han difundido la información y ha evitado desvelar detalles.

Citando fuentes anónimas del espionaje de EEUU, la cadena CNN ha informado esta semana de la existencia de un supuesto informe que demostraría cómo el presidente ruso, Vladímir Putin, maneja información que le permitiría chantajear a Trump. El FBI trata de evaluar si la información es cierta.

En su primera comparecencia ante los medios de comunicación, el multimillonario se ha mostrado convencido de que, si Moscú tuviese algo contra él, lo publicaría, al igual que se han divulgado los documentos interceptados en los ciberataques contra el Partido Demócrata y su última candidata presidencial, Hillary Clinton. En este sentido, ha dicho que los demócratas no adoptaron medidas para evitar que hackearan sus servidores durante las pasadas elecciones, precaución que sí tuvo su partido.

Dice que, si Rusia tuviera información contra él, lo publicaría como ocurrió con Hillary Clinton

Trump ha recordado que visitó hace años Rusia y ha explicado que, como persona conocida, tiene siempre “mucho cuidado” y está rodeado de guardaespaldas. El mandatario electo ha añadido que también advierte a quienes le acompañan: “Tened cuidado porque hay cámaras en todos lados”. No ha descartado que tras los ciberataques también se encuentre China.

El presidente electo ha considerado como un “activo” que “le caiga bien” a Putin -éste le felicitó las fiestas navideñas el pasado 23 de diciembre- y se ha mostrado confiado en poder mantener con el líder ruso una buena relación en los próximos años. “Le caigo bien a Putin. ¿Y qué? Eso es un activo”, ha defendido el que será sucesor de Obama. De momento, ha dicho que el Krenlim va a ayudar a Estados Unidos en la lucha contra el ISIS, cuya expansión ha atribuido a la Administración de Obama por ordenar la retirada de las tropas de Irak antes de tiempo.

EEUU va a ser el mayor productor de empleo que ha creado Dios jamás”, dice el presidente electo

“Rusia va a respetar mucho más a nuestro país cuando yo lo lidere. No tendría que haberlo hecho y no va a hacerlo”, ha proclamado en relación con el supuesto hackeo informático, que ha permitido conocer que Hillary Clinton recibía las preguntas antes del debate. “Eso es horrible”, ha dicho.

De otro lado, ha asegurado que EEUU va a ser el “mayor productor de empleo que ha creado Dios jamás” y que existe en el país un “espíritu” desconocido y que no fueron capaces de atisbar las encuestas. Muchas compañías, ha asegurado, han decidido quedarse y anunciar la construcción o ampliación de nuevas plantas industriales, caso de Ford en Michigan. Ahora se muestra esperanzado en que General Motors anuncie nuevas inversiones.

Igualmente, el ganador de las elecciones celebradas el pasado 8 de noviembre, y que tomará posesión del cargo el próximo día 20, ha indicado que convocará subastas de medicamentos para que la Administración ahorre “miles de millones de euros” y que se van a reducir costes en el programa del avión F35.