Economía

España marca un récord con 11.500 gasolineras gracias al boom de las ‘low cost’

Repsol, Cepsa, BP, Galp y Saras son las que más centros mantienen con 6.300 puntos de venta repartidos en todo el país

logo
España marca un récord con 11.500 gasolineras gracias al boom de las ‘low cost’
Un conductor llena el depósito de su coche en una gasolinera.

Un conductor llena el depósito de su coche en una gasolinera. europa press

Resumen:

El número de gasolineras sigue creciendo en España. Y lo hace exclusivamente por la apertura de puntos de venta con nuevo formato de bajo coste, que van comiendo terreno a las grandes redes tradicionales. España marcó el año pasado un nuevo récord con 11.495 gasolineras en las carreteras del país, un 2,7% más que en el ejercicio anterior, según datos de la Asociación Española de Operadores de Productos Petrolíferos (AOP)

En 2017 las gasolineras crecieron un 2,7% con relación al año anterior

Son más de 300 nuevas gasolineras en un año en términos absolutos, el mayor incremento del sector español en casi una década (en 2009 se sumaron al parque estaciones de servicios casi medio millar de nuevos puntos en un solo ejercicio). Sólo en los últimos cinco años, España ha incorporado más de 1.000 nuevas gasolineras, desde las 10.424 que se contabilizaban en 2012.

Pero mientras las grandes redes se mantienen o incluso pierden algunos puntos de venta, siguen creciendo las gasolineras low cost: minoristas independientes, vinculadas a cadenas de hipermercados y supermercados, automatizadas desatendidas…

En los últimos cinco años hay 1.000 nuevas gasolineras

“España crece porque crecen los nuevos formatos. Sólo siguen aumentando presencia las gasolineras no integradas, las que no pertenecen a grandes operadores”, explican fuentes de la asociación a El Independiente. Nuevos formatos que ofrecen unos servicios ajustados y que en la mayoría de casos buscan captar mercado con descuentos frente a los operadores tradicionales.

El quinteto de grandes petroleras que integran AOP (Repsol, Cepsa, BP, Galp y Saras) hace años que mantiene su presencia en el sector en el entorno de los 6.300 puntos de venta en el mercado español. Sumando las gasolineras de otros operadores mayoristas, se alcanzan las 7.600 estaciones.

Un sector ‘refugio’

Desde la AOP se apunta a que parte del crecimiento de los últimos años se debe a que durante la crisis económicas el de las gasolineras se convirtió en un sector refugio en el que invertir y en el que constituir un negocio familiar con una inversión relativamente pequeña, con modelos de franquicias que permitían la apertura de una gasolinera por unos 250.000 euros.