La empresa de recursos humanos Adecco ha publicado su XIII Encuesta ¿Qué quieres ser de mayor?, que un año más pone de manifiesto que ellas se decantan por profesiones ligadas al cuidado y la filantropía, mientras que ellos se miran en los grandes futbolistas. No obstante, los nuevos famosos, más allá de los deportistas, los cantantes o las actrices, los conocidos como youtubers, siguen ganando posiciones en el ránking de las profesiones soñadas por los más pequeños.

La encuesta, elaborada a partir de las opiniones de casi 2.000 chicos y chicas de entre 4 y 16 años, refleja, desde una óptica general, que el 22,5% de los niños quisiera dedicarse de mayor a una profesión vinculada con las fuerzas del orden (policía, bombero o Guardia Civil); otro 22%, al mundo del deporte (futbolistas, pilotos de carreras, tenistas, boxeadores…); un 9,3% a la ingeniería y un 8,9% se decanta por nuevas profesiones, como las de youtuber, probador o diseñador de videojuegos, diseñador de robots, etc.

En esta primera aproximación salta a la vista que la profesión de youtuber sigue creciendo después de que la edición publicada el pasado año ya reflejara por primera vez esta opción entre las profesiones elegidas por los niños.

En el caso de las niñas, la primera opción tiene que ver con el mundo sanitario. Un 21,9% quiere ser médico, enfermera, fisioterapéuta o psicóloga. Otro 20,3% se decanta por la docencia; un 12,9% se decanta por profesiones vinculadas a los animales (veterinarias, granjeras, etc.) y, finalmente, un 12,5%, por el mundo artístico (cantantes, actrices, modelos, etc.).

Una vez se pone la lupa sobre las respuestas, los detalles dan la idea del ránking de las profesiones ideales entre los más jóvenes. Para los niños, los futbolistas, en su día desbancados por los policías, son el ejemplo a seguir en el 18,2% de los casos, mientras que la figura del youtuber ya ocupa la cuarta posición, con un 5,1%, frente al 2,4% del pasado año.

Del lado de las niñas, la profesora sigue siendo una figura de referencia (20,3%), por delante de la de médico (11,3%), veterinaria (8,6%) o peluquera (8,6%).

Ni hablar de los políticos…y Messi de jefe

En lo que están de acuerdo tanto los niños como las niñas es en lo que no quieren ser el día de mañana. Un año más, ambos sexos afirman que no quieren ser políticos –30,3% ellas y 27,9% ellos–, seguido de los que no quieren ser barrenderos (entre el 15% y el 20% en ambos casos).

Sin embargo, preguntados por su jefe ideal, chicos y chicas vuelven a ofrecer respuestas muy diferentes. Para ellos, un deportista famoso sería su jefe ideal, como manifiesta el 47,4%, seguido de alguna figura de la música (15,3%) o de algún influencer (6,5%).

Para ellas, una figura del mundo de la música sería la persona perfecta, como lo explica el 45,9% de sus respuestas, por delante de alguna personalidad del deporte (14,1%), algún actor o actriz (10%) o un familiar o profesor (5%). También hay hueco en este ránking para personajes de dibujos animados (3,2%).

Preguntados por nombres concretos, un 13% de los niños españoles quisiera tener como jefe al fútbolista del FC Barcelona Leo Messi. En esta competición el astro argentino gana al jugador del Real Madrid Cristiano Ronaldo, que sería el mejor jefe para otro 10,6%. A continuación, los chicos se decantan por ser su propio jefe o estar a las órdenes del youtuber conocido como El Rubius (3,2%) a las del defensa del Real Madrid Sergio Ramos (2,8%).

Para las niñas, la cantante Skakira sería la mejor opción (6,8%), seguida de cerca por la idea de ser sus propias jefas (6,4%). A continuación aparecen Cristiano Ronaldo (5,5%) o alguna de las integrantes del grupo musical Sweet California (4,5%).

Adecco destaca, también en este capítulo, el ascenso que están teniendo los influencers de las redes sociales y los youtubers. Así, para el 6,5% de los niños españoles y para el 3,2% de las niñas, su jefe ideal sería una de estas figuras. Además de El Rubius, han aparecido otros personajes como Vegetta777, Danirep, Willyrex o Mónica Tinmu, así como blogueras de moda como Dulceida o Paula Gonu.