Economía | Empresas

HSBC, el mayor banco de Europa, ultima un recorte de 10.000 empleos

logo
HSBC, el mayor banco de Europa, ultima un recorte de 10.000 empleos
HSBC planea recortar hasta 10.000 empleos.

Sede de HSBC en Londres. HSBC

Resumen:

HSBC, el mayor banco europeo por activos y por valor de mercado, prepara un ambicioso plan de ajuste que supondría el recorte de hasta 10.000 puestos de trabajo, alrededor del 4% de la plantilla de la entidad británica, según indicaron dos fuentes conocedoras de la situación al diario Financial Times.

El ajuste, que se sumaría al recorte de 4.700 empleos anunciado recientemente, podría anunciarse durante la presentación a final de mes de los resultados del tercer trimestre, indicó una de las fuentes, aunque precisó que el banco aún no ha tomado una decisión definitiva al respecto. Las salidas se centrarían en personal con elevadas remuneraciones.

El banco británico seguirá contratando personal en Asia, donde genera hasta el 80% de sus beneficios

Por su parte, otra persona indicó a Financial Times que este nuevo plan no supondrá que el banco deje de contratar personal en regiones de alto crecimiento en Asia, donde HSBC genera prácticamente el 80% de sus beneficios.

«Hemos sabido durante años que necesitamos hacer algo con nuestra base de costes, cuyo mayor componente es la gente, y finalmente estamos agarrando el toro por los cuernos», dijo una de las fuentes consultadas por el periódico de referencia en la City.

«Nos preguntamos por qué tenemos tanta gente en Europa cuando logramos rentabilidades de dos dígitos en algunas partes de Asia», añadió.

La entidad, que cuenta con unos 238.000 empleados a nivel global, procedió este verano al relevo de su anterior consejero delegado, John Flint, acusado, entre otras cosas, de evitar medidas difíciles, como un severo ajuste de personal, que se estimaba necesario para controlar los costes del grupo.

Ahora será su sucesor, Noel Quinn, quien aborde esta posible reestructuración, que se enmarca en la línea seguida por otras entidades del segmento de la banca de inversión, como Deutsche Bank, Barclays o Société Générale, quienes han optado también por recortes de empleo para adaptarse al complejo entorno generado por los bajos tipos de interés y la debilidad del negocio.