Agentes de la Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal (UDEF) de la Policía Nacional se han personado hoy en el Ayuntamiento de Sagunto (Valencia) para requerir facturas y otra documentación en relación a un posible caso de corrupción en la gestión de gobiernos del PP en anteriores legislaturas y referida a varios departamentos, según ha explicado la teniente de alcalde y diputada autonómica de Compromís, Teresa García.

García ha manifestado en los pasillos de Les Corts Valencianes que, alrededor de las nueve de la mañana, varios agentes de la UDEF se han personado en las dependencias municipales de Sagunto y han requerido la comparecencia del secretario general, del interventor y de técnicos de distintos departamentos del Ayuntamiento.

Según ha manifestado, los agentes han reclamado documentos y expedientes relacionados al parecer con un presunto caso de corrupción, aunque ha explicado que no les han precisado qué es lo que se investiga en concreto. La teniente de alcalde ha afirmado que han pedido documentación en las áreas de Secretaría general, de Patrimonio y contratación, de Urbanismo, de Actividades, de Medio Ambiente y de Aguas de Sagunto, entre otros departamentos. Los agentes están actuando a las órdenes de un juez y en este fase de la operación policial no se esperan detenciones.

La presidenta del PP de la Comunitat Valenciana, Isabel Bonig, ha manifestado a los periodistas en Les Corts Valencianes que desconoce cualquier detalle de esta operación y si está relacionada con la etapa en la alcaldía de Alfredo Castelló (PP), actual diputado autonómico.

El ex alcalde de Sagunto, sorprendido

El diputado del PPCV en las Corts Valencianes y alcalde de Sagunto (Valencia) durante los años 2007-2015, Alfred Castelló, se ha mostrado «sorprendido» ante la operación. «Estoy absolutamente sorprendido» y no tengo ninguna información», ha subrayado Castelló, quien ha indicado desconocer los hechos que se están investigando.

Además, ha defendido que durante sus años como alcalde el Ayuntamiento gobernaba en minoría por lo que «por regla general ha habido un control de la oposición de los temas que han ido al Pleno», ha insistido. De este modo, se ha mostrado «absolutamente tranquilo y seguro» de su gestión y ha pedido que «se investigue todo lo que se tenga que investigar». «Yo tengo la conciencia absolutamente tranquila de que ahí las cosas siempre se han hecho bien y ha habido un control técnico y de la oposición», ha zanjado.

Según han informado fuentes parlamentarias, el juzgado número 4 de Sagunto envió en enero a las Corts un requerimiento sobre la condición de diputado de Castelló que fue contestado. Sin embargo, el diputado del PPCV ha negado tener conocimiento de esa solicitud a la cámara valenciana.