El PP de Córdoba ha atribuido a una «campaña de acoso y derribo» contra José Antonio Nieto, ex alcalde cordobés y hoy número dos en el Ministerio del Interior, la denuncia sobre la posible financiación irregular durante la etapa de Nieto como líder provincial y ha asegurado que la formación «siempre ha cumplido escrupulosamente la ley».

Los populares cordobeses reaccionan así después de que El Mundo y El Confidencial hayan informado de que la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil ha puesto ya en conocimiento del titular del Juzgado Central de Instrucción 6 de la Audiencia Nacional, Manuel García-Castellón, la existencia de correos electrónicos y facturas que demostrarían que una constructora pagó la deuda que el partido mantenía con una agencia de publicidad en el marco de una investigación sobre la trama Púnica.

La formación asegura que su contabilidad «es totalmente pulcra y transparente»

«En el Partido Popular de Córdoba no hay financiación ilegal. El PP de Córdoba siempre ha cumplido escrupulosamente la Ley al financiarse con fondos propios y, las distintas campañas electorales, con los fondos asignados por la dirección nacional del PP para gasto electoral. Unos fondos que nunca hemos sobrepasado», ha defendido este martes en un comunicado.

La formación asegura que su contabilidad «es totalmente pulcra y transparente» y que es «auditada» cada año tanto todos los años por la dirección nacional del PP y por el Tribunal de Cuentas. También ha asegurado que, en este momento, «todos los pagos» se hacen desde el PP de Córdoba por transferencia bancaria «de manera totalmente transparente y acorde a la legislación».

«El PP de Córdoba es un partido austero y no tiene nada que ocultar. Esta situación responde, una vez más, a una campaña de acoso y derribo contra José Antonio Nieto. En el primer intento se demostró que no había nada que ocultar, al igual que pasará ahora», han dicho los populares cordobeses.