La decisión de la justicia belga va a tener también consecuencias en el Parlament catalán: el ex consejero Toni Comín, el único de los huidos a Bélgica que conserva su acta de diputado, podría perder la delegación de voto para el próximo pleno, convocado para el miércoles. Así al menos lo exigirá C’s a la Mesa del Parlament,

La Mesa acordó, con el voto en contra de la oposición, aceptar el voto delegado de Comin y Carles Puigdemont acogiéndose a la doctrina del juez Pablo Llarena, que lo pidió para los imputados en situación de prisión preventiva. A partir del momento en que ambos diputados estuvieron a disposición de la justicia belga y alemana respectivamente, la Mesa consideró que debían recibir el mismo tratamiento que Oriol Junqueras, Raül Romeva, Jordi Turull, Josep Rull y Jordi Sánchez.

Ahora, sin embargo, Comin ya no está a disposición de la justicia belga, que ha denegado la petición de extradición de la justicia española esta mañana por un defecto de forma. Por tanto, C’s ha anunciado que entrará hoy una petición a la Mesa para que se anule esa delegación de voto.

Sin él, el bloque independentista integrado por JxCat y ERC pierde la mayoría simple. Quim Torra fue investido por un solo voto, que ahora Comin no podrá delegar. Si el ex consejero insiste en su empeño en conservar el acta de diputado como ha hecho hasta ahora pese a las presiones de su partido, Esquerra, el independentismo no podrá aprobar nada que no pase por el apoyo efectivo de la CUP o, aún más improbable, alguna de las otras fuerzas parlamentarias.

Enfrentado con ERC

El ex consejero vuelve a estar enfrentado a su partido por la posibilidad de aceptar la oferta de ser nombrado de nuevo conseller de Sanidad, sumándose a Josep Rull y Jordi Turull en la operación “restitución” emprendida por Quim Torra para dejar claro que el suyo es un “gobierno custodio” de Carles Puigdemont. Pero Esquerra no secunda esta estrategia. Los republicanos quieren un gobierno fuerte y efectivo, no una reedición del Govern cesado con fecha de caducidad.

“Respetamos todas las decisiones judiciales de todos los países” ha señalado Inés Arrimadas tras conocerse el fallo de Bélgica, del que ha advertido que “puede tener consecuencias a nivel parlamentario” porque “esto necesariamente va impedir delegacion de voto de Comin”.

Es un ridículo, el fracaso de Llarena, y hace más injustificables aún las prisiones preventivas” afirman los comunes

La portavoz de CatEC, Marta Ribas, ha señalado por su parte que la decisión de la justicia belga demuestra “el fracaso de la estrategia de no hacer política y apostar por la judicialización” y ha advertido que, tras esta decisión, “se hacen más injustificables aún las prisiones preventivas” de los imputados por el Tribunal Supremo. “Es un ridículo, el fracaso de la estrategia de Llarena” ha concluido la diputada de los Comunes.