El príncipe Harry y la duquesa Meghan, duques de Windsor han presentado en sociedad a su primogénito al que han llamado Archie Harrison Mountbatten-Windsor. Apenas dos días después de su nacimiento, el matrimonio presentaba ante los medios en el castillo de Windsor a su bebé y horas después han dado a conocer su nombre del bebé. Archie Harrison Mountbatten-Windsor es ya el cuarto nieto del príncipe Carlos de Inglaterra, octavo bisnieto de la reina Isabel y el séptimo en la línea de sucesión al trono británico, por detrás de su abuelo, de su tío, el príncipe Guillermo; de los tres hijos de este y de su padre, el príncipe Harry.

Desde el majestuoso salón de San Jorge del castillo de Windsor, a las afueras de Londres, los duques posaron brevemente ante un reducido grupo de medios gráficos y de televisión para contar su experiencia como padres primerizos y expresar su inmensa felicidad. La exactriz estadounidense, que llevaba un vestido blanco y a la que se veía radiante pero cansada, calificó de «mágico y bastante asombroso» a su bebé, que estaba dormido, envuelto en una mantilla blanca con detalles calados, con un gorrito de punto y en brazos de su padre.