El alcalde de Torres de la Alameda, Carlos Sáez, que saltó a los medios a finales de octubre cuando el Pleno local (12 concejales, 6 de su partido el PSOE) le rebajó el sueldo, no sale de su asombro. Se enteró la noche del miércoles a través de El Independiente de que un proyecto inimaginable para un pueblo de menos 8.000 habitantes se planteaba en los lindes comarcales de su municipio. «Hombre, si me dicen que va a haber una inversión de ese calibre, ¿quién sería el loco en decir que no a 2.200 millones de euros?», afirma este jueves 1 de diciembre a mediodía, cuando el grupo Cordish ya había presentado el proyecto en el Hotel Palace de Madrid.

Las cámaras de televisión y las cadenas de radio ya están pateándose el pueblo, dice alguien no acostumbrado a los focos mediáticos que asume el papel que le tocará jugar. «A mí lo que me importa es el empleo. Hay otras urgencias, pero nuestra industria de cerámica ha ido desapareciendo y cada día me encuentro un nuevo drama entre la gente que viene a verme», indica Sáez. Por eso, de primeras, y aunque hasta solo hace unas horas no tenía constancia, cree que su papel es defender un proyecto al que se destinarán más de 2.200 millones de euros para la construcción de un macrocomplejo de casinos, hoteles, restaurantes y zonas de ocio.

«Me dicen que no será como Eurovegas»

Torres de la Alameda pertenece al Corredor del Henares y cobija una importante nave de Renault, entre otras posesiones industriales venidas a menos. «Nadie de la Comunidad había venido a verme. Primero me enteré por los medios digitales del proyecto. Y esta mañana [por el jueves] me ha llamado alguien que se decía en representación del Gobierno regional para explicarme el proyecto», informa. «Me ha dicho que sería muy distinto de Eurovegas». El alcalde desconoce los trámites a seguir en este tipo de situaciones. «No sé cómo formalizar el proyecto, si tiene que pasar por el Pleno u otra vía. Necesitamos más información».

El Grupo Cordish ha explicado que el proyecto ocupará 130 hectáreas. El alcalde Carlos Sáez no acierta a decir la ubicación exacta pero sí sospecha dónde puede ser. Confirma que varios particulares están vendiendo suelo “a gente de fuera del pueblo”, sin poder confirmar la nacionalidad de los compradores. “Se están vendiendo bastantes hectáreas en fincas del municipio”, señalaba el edil, quien añade que se trata de suelo rústico.

Segundo mandato

Sáez volvió a la alcaldía en 2015, cargo que ocupó de 2003 a 2007. «De 2007 hasta el año pasado estuve en la oposición, a pesar de ser el más votado. Así que no me venga Rajoy con milongas de la lista más votada», bromea. «El PP se alió con unos independientes que iban de izquierdas aunque que eran de derechas. Pero en las últimas elecciones irrumpió Podemos, y aunque tenemos nuestras tiranteces al menos me apoyaron».

Preguntado por las emergencias que acucian a la localidad torresana, el regidor socialista lo tiene muy claro. «Es el empleo. Podría citarle otras urgencias, pero ésa es la principal, la que veo a diario. Necesitamos urbanizar el polígono industrial». Torres de la Alameda va a pasar del ostracismo al pueblo de moda. «Antes siempre me llamaban por noticias malas, como accidentes de carretera», lamenta. Las televisiones requieren la opinión del alcalde ante el anuncio solemne de Cordish. «Puff, vaya mañana que llevo. Me he perdido una cita con el doctor y todo».