El Suministro Inmediato de Información (SII) puesto en marcha por la Agencia Tributaria el pasado mes de julio ya está dando sus frutos. Según datos proporcionados por el organismo que dirige Santiago Menéndez, el plazo medio de devolución del IVA se ha reducido en 12 días para los contribuyentes que se han acogido a este nuevos sistema telemático de gestión del este impuesto, desde los 55 a los 43 días.

El SII es obligatorio para grandes empresas, grupos societarios a efectos de IVA y sociedades inscritas en el régimen de devolución mensual del impuesto (‘Redeme’) e implica el envío de información sobre todas las facturas en un plazo de cuatro días, ampliado excepcionalmente este año a ocho días.

La reducción de los plazos a la que se hace referencia se circunscriben a los casos de solicitudes que no requieren de un control más pormenorizado y al colectivo inscrito en el ‘Redeme’. Para el resto de contribuyentes aún no hay datos comparables.

La Agencia Tributaria detalla que ya se han incorporado casi 50.000 contribuyentes al sistema, más del 90 % de los obligados, que hasta principios de noviembre habían enviado al sistema más de 1.100 millones de facturas por un importe de más de 950.000 millones de euros.

Según Menéndez, esta “sensible” reducción de los plazos medios de devolución del IVA a los contribuyentes supone “la constatación de un compromiso firme y claro: la Agencia Tributaria siempre ha querido y siempre querrá ayudar al contribuyente”.

Otras facilidades

Adicionalmente, esta nueva herramienta permite a las empresas una reducción de sus obligaciones formales, al suprimirse la obligación de presentación de las declaraciones informativas correspondientes a los modelos 347 (información de terceros), 340 (operaciones en libros de registro) y 390 (resumen anual del IVA).

A comienzos de noviembre eran ya más de 1.100 millones las facturas expedidas y recibidas sobre las que se había remitido información a través del SII por parte del colectivo de contribuyentes incorporados al sistema. El importe global de las facturas incorporadas al SII supera los 950.000 millones de euros.