Economía | Hacienda

Podemos propone otro hachazo fiscal a las eléctricas y nuevos impuestos a los ricos de 12.500 millones

La ministra de Derechos Sociales y Agenda 2030, Ione Belarra.

La ministra de Derechos Sociales y Agenda 2030, Ione Belarra. EP

Unidas Podemos ha presentado este lunes su nueva propuesta fiscal para España. La formación morada asegura que el Ministerio de Hacienda podría recaudar hasta 29.800 millones de euros a través de nuevos impuestos y subir el porcentaje de algunos gravámenes que ya existen. Como principal novedad, el partido político pone de manifiesto la necesidad de crear un nuevo impuesto específico a las eléctricas, subiendo un 10% de Sociedades. 

Además, propone sustituir el impuesto sobre el patrimonio por un nuevo impuesto sobre las grandes fortunas eliminando bonificaciones y exenciones para las rentas mayores de un millón de euros. 

En lo que respecta a la tarifa general del impuesto, se propone aumentar los tipos impositivos a partir de los 120.000 euros. Respecto al IRPF, Podemos impondrá nuevos tramos: las rentas entre 120.000 y 150.000 pagarían un 48% frente al 45% actual, las rentas entre 150.000 y 300.000 pagarían el 50% frente al 45% actual y, por último, las rentas superiores a los 300.000 euros.Ambas medidas, según Podemos, tendrían un impacto de 11.500 millones de euros, casi la mitad de las previsiones con las que trabaja el partido liderado por Ione Belarra. 

La lucha de Podemos contra las empresas energéticas ha sido una constante durante los últimos años. Más aún desde el pasado verano, cuando los precios de la factura se han disparado debido al encarecimiento del gas o de los derechos de emisión. La formación y “de cara a ayudar a los consumidores”, prevé establecer un incremento de 10 puntos porcentuales en el tipo impositivo de las empresas eléctricas en el Impuesto de Sociedades (periodo de cinco años, prorrogable por otros de duración similar). Esta recaudación se destinará a compensar los cargos del sistema eléctrico para abaratar la factura de la luz.

En el sector eléctrico, Podemos también tiene en mente bajar el impuesto de matriculación a aquellos coches menos contaminantes y reformar el IRPF para establecer desgravaciones por el uso de abonos de transporte público y por la adquisición de electricidad 100 % renovable. Además, asegura que eliminará la reducción de la base imponible del Impuesto de Sociedades en concepto de exploración, investigación y explotación de hidrocarburos y limitación de la compensación de bases imponibles negativas a cuatro años.

Impuestos a las tecnológicas y viviendas vacías

En el documento publicado este lunes, Podemos plasma la necesidad de aumentar los impuestos a las empresas tecnológicas. En este caso, la formación augura reducir de 500 millones de euros a 300 millones de euros la cuantía de ingresos anuales totales mundiales que se establece como requisito para que una empresa pueda estar sometida al impuesto sobre determinados servicios digitales. 

En la actualidad, compañías como Facebook, Google o Twitter apenas tributan en España ya que no computan estos requisitos. De hecho, el sector de las telecomunicaciones ha pedido en varias ocasiones una revisión fiscal. Según Podemos, esta medida tendría un impacto de 500 millones de euros más. 

Respecto a la imposición a la vivienda vacía, en la que Podemos prevé una tasa del 5% por cada metro cuadrado de hogar que esté sin utilizar, la formación asegura que recaudaría 1.500 millones de euros más.

Así, de acometer todas estas reformas en el apartado fiscal, el partido del Gobierno de coalición junto al PSOE, recaudaría un total de 29.800 millones cada año para poder “tener un Estado de Bienestar como los países más avanzados de Europa”.

En el acto han comparecido la ministra de Igualdad, Irene Montero, y la titular de Derechos Sociales, Ione Belarra. También el responsable del área económica de Podemos y secretario de Estado de Derechos Sociales, Nacho Álvarez, el presidente de Gestha (colectivo de Técnicos de Hacienda), Carlos Cuadrado, y la coordinadora de Justicia Fiscal de Oxfam Internacional, Susana Ruiz y el exlíder del partido laborista, Jeremy Corbyn.

Te puede interesar

Comentar ()