Durante los últimos meses, y debido a la aparición del Covid-19, muchos profesionales y empresas han tenido que apostar por dar un salto tecnológico y digitalizarse. El problema es que, en muchas ocasiones, han hecho muchas cosas en muy poco tiempo y sin conocer los recursos que tenían, y tienen, a su alcance.

Es por ello que, aprovechando la celebración del Día Mundial de las Microempresas y las Pequeñas y Medianas Empresas, desde el Instituto Nacional de Ciberseguridad (Incibe) han elaborado un listado para que ningún autónomo o empresa pierda detalle.

Kits de autodiagnóstico y “juegos” para saber si existe algún fallo de ciberseguridad

Lo más importante, si aún no se ha hecho, es poder realizar un autodiagnóstico que permita conocer el nivel de ciberseguridad de la empresa o negocio. Con la herramienta de ‘Análisis de riesgos’ ofrecida por Incibe se podrá llevar a cabo una evaluación inicial que mostrará los aspectos a mejorar.

Otra herramienta que permite conocer las vulnerabilidades o debilidades de la empresa es ‘Hackend’. Se trata de una especie de juego formativo que ayudará a identificar los posibles fallos de ciberseguridad a los que se enfrenta el negocio y planteará diferentes soluciones para ellos.

Asimismo, existen otra serie de instrumentos gratuitos como el ‘Servicio antibotnet’ o la ‘ayuda antiramsonware’. Esta última será útil tanto como prevención como para reparar estos ataques.

Existen cursos gratuitos y especializados para profesionales y empresas

A través de videotutoriales se han diseñado diez líneas de formación distintas, separadas por sectores y atendiendo a las necesidades, situaciones y problemas más comunes en cada uno. Estos ‘Itinerarios Interactivos’ los protagonizan Miguel y Laura, presentados como dos empresarios, y permiten conocer de forma cercana y sencilla los entresijos de la ciberseguridad y cómo enfrentarse a los errores y ataques.

También basado en la formación y con diferentes herramientas está el ‘Kit de concienciación’. Este implica no solo al autónomo y empresario, sino también a los trabajadores y busca enseñar tanto al uso correcto de las tecnologías como a prevenir fallos de ciberseguridad.

Además, el curso ‘Ciberseguridad para micropymes y autónomos’ es otra de las opciones de las que pueden disfrutar las pequeñas compañías y profesionales. Se realiza de forma telemática y ayuda a conocer los problemas más comunes que puede tener en su negocio, así como las acciones o actuaciones que se deben llevar a cabo en cada momento.

Por último, Incibe cuenta con un ‘Catálogo de Ciberseguridad para Empresas’. En él se recogen las compañías nacionales especializadas en ciberseguridad, así como sus servicios o productos para poder elegir la indicada según las circunstancias y necesidades del autónomos o pyme.