España | Madrid

El Ayuntamiento de Madrid comunicó otra posible estafa de 500.000 mascarillas hace un año

El Consistorio trasladó su denuncia a la Fiscalía y la Policía Municipal indagó el pago de 1,25 millones a una consultora de Nueva York por mascarillas que no cumplían las exigencias requeridas.

El Ayuntamiento de Madrid.

El Ayuntamiento de Madrid. EUROPA PRESS

El Ayuntamiento de Madrid comunicó hace más de un año a la Fiscalía otra presunta estafa millonaria con la venta de 500.000 mascarillas, según ha publicado «El País» y ha confirmado la portavoz municipal y delegada de Seguridad y Emergencias, Inmaculada Sanz. La Policía Municipal indagó sobre el pago de 1,25 millones a una consultora de Nueva York a cambio de 500.000 tapabocas que no se «ajustaban a la normativa».

Sanz ha indicado en un audio remitido a los medios de comunicación este jueves que la compra de estas 500.000 mascarillas en marzo de 2020 «nada tiene que ver con el caso que está investigando la Fiscalía respecto a las compras a la empresa Leno», con sede en Malasia, que fue la proveedora del material sanitario, en parte defectuoso, por el que el Ayuntamiento de la capital llegó a pagar 12 millones de euros.

El titular del Juzgado de Instrucción número 47 de Madrid investiga a los empresarios Luis Medina y Alberto Luceño por presuntos delitos de estafa agravada, falsedad en documento mercantil y blanqueo de capitales por tres contratos de emergencia con el Ayuntamiento de la capital para la compra de mascarillas, test rápidos y guantes por valor de 12 millones de euros.

«No es una situación nueva. Hace más de un año se comunicó la situación a todos los grupos municipales y las actuaciones que se estaban llevando a cabo», ha señalado la portavoz municipal sobre la compra del medio millón de mascarillas en marzo de 2020.

Exigencias requeridas

En el Consejo de Administración del 24 de marzo de 2020 se aprobó dicha compra de 500.000 mascarillas FFP2 a ese proveedor. «Tras varias incidencias, las mascarillas llegaron algunas semanas más tarde y, una vez en el almacén del Plan Territorial de Emergencia Municipal (PEMAN), se tuvieron sospechas de que no cumplían con las exigencias requeridas», ha explicado Sanz.

La Policía Municipal inició entonces una investigación a petición del director del PEMAN para comprobar tales hechos. Con fecha 5 de marzo de 2021, la Policía Municipal presentó ante Juzgados de Madrid el Atestado realizado por la Unidad de Coordinación Judicial del cuerpo, un hecho que se comunicó a los consejeros de la empresa de Servicios Funerarios de Madrid (SFM) hace un año.

Desde entonces, la Policía Municipal, ha seguido investigando y ha reunido nueva documentación ha presentado a los juzgados para ampliar la denuncia. En el consejo de la empresa funeraria celebrada esta misma semana se volvió a informar a todos los consejeros de las novedades de esta denuncia.

De los 35 millones de mascarillas que ha adquirido el Ayuntamiento mediante el convenio con la empresa funeraria municipal solo 500.000 han tenido problemas de fiabilidad, lo que supone el 1,4% del total, ha señalado la portavoz del Ayuntamiento de Madrid.

«En esas fechas», ha resaltado Sanz, esta situación se produjo «en varios casos en las compras de muchas administraciones y también sufrió el Ayuntamiento de Madrid en esa operación, tras la revisión completa que siempre se hacía del material recibido para que todas las personas que iban a utilizarlo, sanitarios, policías, bomberos, empleados de la funeraria municipal, contaran con todas las garantías para su protección y no hubiera el más mínimo riesgo en su uso». 

Te puede interesar

Comentar ()