Ya se ha convertido en un clásico de la Feria del Libro de Madrid, la exposición de fotografías de naturaleza comisariada por el naturalista Joaquín Araújo, la Fundación Axa y la editorial Lunwerg. Como cada año desde hace nueve ediciones el lateral del Paseo de Carruajes del Parque del Retiro abre sus ventanas fotográficas a la naturaleza para los visitantes de la Feria y el parque con sus imágenes en gran formato que se podrán visitar hasta el 25 de junio. En esta ocasión 58 imágenes de fotógrafos nacionales e internacionales tienen un hilo conductor diferente respecto a otras ediciones bajo el título Buenas noticias para el planeta.

«Esta exposición es un oasis tras una larga trayectoria de muestras que hemos realizado. Es la novena exposición, todas de carácter ambiental y en todas hemos dado muy malas noticias de cara a concienciar a la ciudadanía de los problemas del medio ambiente. Pero este año hemos querido destacar aquellas cosas que han salido bien con la naturaleza, son reconquistas de la vida», explica Joaquin Araújo. Buenas prácticas en las que los humanos hemos dado un giro copernicano a alguna situación extrema que vivía el medio ambiente. La fotografías abordan la mejora tanto de espacios naturales como especies en peligro de extinción que han visto mejorada su cifra de población.

«En la muestra se recogen casos de éxito muy conocidos como el del Támesis y otras que no son hechos concretos sino tendencias, como por ejemplo que cada vez más la gente disfruta de la naturaleza o que hay más interés por fotografiar a los animales más que de cazarlos», señala el naturalista. En el campo de la recuperación de especies es el capítulo que más alegrías reporta ya que sobre muchas especies animales y sobre su situación se ha volcado mucha de la movilización humana. En ese sentido un caso de éxito en la fauna ibérica es el buitre leonado.

Araújo quiere que las buenas noticias de la naturaleza dejen de ser la excepción para convertirse en la normalidad. Y reflexiona en la introducción catálogo que edita Lunwerg «Por fortuna, a todas las buenas noticias que organizan este libro y la exposición que lo acompaña, se suma un cambio de rumbo, una tendencia al alza del movimiento conservacionista de la naturaleza. Como del mismo han partido la mayoría de las iniciativas que aquí celebramos, cabe esperar que en un futuro próximo se sumarán otras muchas. Lo necesitamos y nos lo merecemos».