Gente | Tendencias

Cantora en llamas y sin extintor: Kiko Rivera y la Pantoja, en guerra por la herencia de Paquirri

Isabel Pantoja.

Isabel Pantoja.

No está siendo el mejor momento para dos de los rostros más importantes del clan Pantoja. Kiko Rivera y su madre Isabel viven un duro momento de cruce de acusaciones, exclusivas y declaraciones en las que intercambian de todo, menos halagos y piropos.

Desde que el hijo de la tonadillera apareciera en Sálvame Deluxe admitiendo su infidelidad a Irene Rosales y dejando entrever que vivía sus horas más bajas, la situación ha ido empeorando para una de las relaciones más sólidas dentro de la mansión de Cantora.

La guerrilla mediática ha continuado en el Instagram del DJ, donde en los últimos días ha dejado diversos mensajes crípticos y donde ayer también confirmó una entrevista en exclusiva a la revista Lecturas que promete dar titulares hasta el fin de los días.

Kiko Rivera declaró en su red social que había «despertado» , admitiendo también que «el niño no es tonto, el niño ha sido bueno» y ahora parece haber dejado atrás el letargo en el que había vivido hasta entonces. También subió una foto con su padre Paquirri en la que señaló que, de estar vivo, «nada de esto estaría pasando». El hijo de la tonadillera tiene miedo de «encontrarse con la verdad» pero «va a luchar hasta el final tumbando a quien tenga que tumbar».

Al parecer, los problemas entre Kiko Rivera y la Pantoja podrían haber derivado de la herencia de su padre y de la negativa de la tonadillera a vender Cantora para ayudar así a su hijo a saldar sus deudas. Según informa la revista Semana, la herencia de la casa más famosa de España pertenecería un 49% al DJ y un 51% a Isabel, razón por la cual la cantaora no estaría dispuesta a poner el signo de ‘se vende’ al lugar que ella considera como «su refugio».

Kiko Rivera acudió a Instagram para lanzar «pullitas» a Isabel Pantoja, y recordar a su padre Paquirri.

El acuerdo entre ambos no parece estar cerca, y Kiko reclama cada vez con más fuerza la herencia que le corresponde del testamento de su padre Paquirri, incluyendo los bienes materiales que estarían a su nombre y de los que se desconoce su paradero.

El Padrino... folclórico

«Nunca digas lo que piensas a alguien fuera de la familia», enunció Don Corleone a su hijo en la que es considerada una, sino la mejor, película de la historia.

Al parecer, el clan Pantoja se habría pasado de rosca con este consejo, pues casi todos los miembros que una vez compartieron domingos en la casa más famosa de España, después de la de Gran Hermano, han dejado vía libre a las declaraciones acerca de la guerra que acecha Cantora.

Primero fue Irene Rosales la que se pronunció, alegando que Kiko «no quiere la herencia para fiestas, ni para comprarse una casa, la quiere para que se solucione la situación con su madre», según recoge la revista Semana.

Ayer fue su hermano Francisco Rivera el que salió en su defensa, declarando en Espejo Público que Kiko «ha perdido su herencia y ahí hay cosas que no están claras», así como otras bombas nucleares como que «Kiko lleva manteniendo su casa desde hace muchísimos años como malamente puede, trabajando, yendo a realities, y ahora está pasando una racha mala».

Por si fuera poco, Francisco ha admitido que esta «canción me suena perfectamente». Al parecer, la tonadillera no solo se ha negado a vender Cantora, sino que «las cosas materiales que nos pertenecían, que el juez dictaminó que nos tenía que dar», parecieron desaparecer milagrosamente el día que sus hijos acudieron a por ellas. La matriarca del clan Pantoja «denunció un robo en el que se habían llevado nuestras cosas», alega el hermano de Kiko.

Chabelita, entre la espada y la pared

Otra de las que se ha pronunciado, aunque sin dejar claro a quién cree en este episodio, ha sido la pequeña Isa Pantoja, Chabelita para los amigos, que recientemente ha anunciado que se va a casar con Asraf. «No me siento identificada con todo esto. Mi situación no tiene nada que ver», comentó.

La hija pequeña de los Pantoja alega que las discusiones y desencuentros con su madre se produjeron por cruces y choques con respecto a la relación que ésta mantiene con Asraf, pero que no guarda relación con el problema económico al que se enfrenta su hermano Kiko Rivera con la tonadillera.

Isa Pantoja y Kiko Rivera

Al parecer, a Isabel Pantoja, que no pasa por su mejor momento, no le habría sentado bien que Kiko Rivera hablara de su bajo estado de ánimo en Sálvame Deluxe sin haber pasado antes por su familia. «Hablé con mi madre por lo de la depresión. Ella estaba destrozada, me dio mucha pena, la entendí. Mi hermano no pensaba decir estas cosas, pero creo que debería de habérselo contado antes», comentó.

Además de toda esta polémica, Isabel Pantoja estaría las 24 horas del día cuidando de su madre, que se encuentra en un delicado estado. «La vi destrozada. Ella está muy mal, no quiere hablar con nadie. No duerme, no descansa porque está cuidando a mi abuela», señaló Isa Pantoja.

Aunque muchos consideran que Chabelita no ha querido añadir más leña al fuego, la joven del clan Pantoja ha actualizado la situación de ambos sin entrar en mayores polémicas, ya que siempre ha sido una de las protagonistas de los grandes dramas familiares.

Kiko Rivera, Isabel Pantoja y Chabelita.

El Manderley castizo

En la película de Alfred Hithcock Rebecca, la mansión de Manderley es la principal causante de los problemas de sus protagonistas, que viven inmersos en dramas del pasado que se aparecen en su presente para complicar las relaciones entre los allí presentes. La versión ibérica de dicha sería Cantora: un techo y cuatro paredes que han generado los grandes dramas de la tonadillera y su familia.

No sabemos cuál será el próximo paso en esta guerra que ha desencadenado que Cantora vuelva a copar los titulares, pero la entrevista exclusiva de Kiko Rivera a Lecturas promete enseñar un lado nuevo del DJ y dar de comer a las revistas del corazón durante semanas.

La Pantoja, que siempre ha sido la mejor defensora de su hijo, está dispuesta a todo con tal de defender lo que para ella ha sido algo más que su casa. ¿Terminará Cantora como Manderley, sumergida en llamas?

Comentar ()