La decisión del Tribunal Constitucional sobre levantar la prohibición de las corridas de toros en Cataluña ha despertado la indignación de los soberanistas, que no han tardado en manifestar su rechazo a la sentencia a través de cualquier vía.

  1. Ada Colau. La alcaldesa de Barcelona, a través de su cuenta de Twitter ha señalado que «Barcelona es ciudad antitaurina desde 2004» y añade que «diga lo que diga el Tribunal Constitucional haremos cumplir las normas que impiden el maltrato a los animales».
  2. Gabriel Rufián. El diputado de ERC en el Congreso ha arremetido contra el estado español a través de la misma red social: «En el estado español es anticonstitucional prohibir la tortura y asesinato de un animal públicamente. Diría que está todo dicho».
  3. Lluís Salvadó. No se ha mostrado sorprendido el secretario de Hacienda de la Generalitat, que cree que esta situación «entra dentro de lo habitual» que, para él es otra «oportunidad para agredir la legitimidad del Parlament». Para Salvadó, que también es secretario general adjunto de ERC, la decisión del TC busca poner en cuestión la autoridad de los parlamentarios catalanes, una autoridad que «han asumido a través de las urnas y de la democracia».
  4. Josep Rull. El conseller de Territorio y Sostenibilidad ha sentenciado este jueves que «no volverá a haber corridas de toros en Catalunya diga lo que diga el TC» y que recorrerán a todos los mecanismos que tienen a su alcance para imposibilitarlo.
  5. Jordi Terrades. Los socialistas catalanes han trasladado a Rull que «acompañarán al Govern» en la búsqueda de fórmulas jurídicas que «hagan imposible» que vuelvan las corridas de toros a tierras catalanas. Así lo ha expresado el diputado del PSC Jordi Terrades, quien daba este debate «por cerrado».
  6. Íñigo Errejón. El portavoz de Podemos ha ironizado sobre el hecho de que parece que el Constitucional sólo funciona para Cataluña: «debe tener una ventanilla particular para Cataluña», ha exclamado, a la vez que se ha mostrado en contra de la tauromaquia y ha pedido «fiestas libres de maltrato».
  7. Hortensia Grau ha calificado la sentencia del Constitucional como un «atentado democrático» que sitúa a Cataluña «a la cola en bienestar animal». La diputada de Catalunya Sí Que es Pot ha sentenciado que no darán un paso atrás y elevarán el asunto a instancias superiores: «iremos a los tribunales internacionales».
  8. Alberto Garzón ha acusado al Constitucional de «respaldar la barbarie y la tortura animal». El coordinador federal de IU ha mostrado en un tuit su rechazo a la decisión del TC.

Pero la sentencia del Constitucional no sólo ha despertado críticas, también hay quien ha aplaudido esta decisión públicamente:

  1. Albert Rivera. El líder de Ciudadanos ha mostrado su satisfacción a través de las redes sociales, donde ha señalado que «el marco legal sobre trato animal debe ser nacional sin mezclar elementos identitarios».
  2. Xavier García Albiol. El coordinador general del PP catalán ha aplaudido que los toros puedan volver a Cataluña aunque a él no le gustan. Además, ha asegurado que los toros no se prohibieron en Cataluña por motivos animalistas, sino porque «los independentistas quieren eliminar todo lo que se pueda relacionar con España» de las calles y la sociedad catalana.
  3. Alicia Sánchez Camacho ha celebrado que «se acabe con la prohibición de los toros en Cataluña», a lo que ha añadido: «Seguiremos defendiendo la libertad y la fiesta nacional.
  4. Esperanza Aguirre. «Los Toros» -con mayúsculas- «vuelven a Cataluña. Millones de aficionados españoles y extranjeros celebramos la sentencia del Constitucional».