El juez José de la Mata ha mandado a la cárcel a Jordi Pujol Ferrusola porque sigue con sus actividades de blanqueo de capitales “hasta la actualidad” y ha puesto fuera del alcance de la justicia casi 30 millones de euros. El togado mantiene que la medida es “necesaria y proporcionada” porque se le investiga, entre otros delitos por organización criminal y para evitar que siga delinquiendo y que interfiera en la investigación por sus “contactos y relaciones”.

El primogénito de los Pujol ingresó a primera hora de la noche en la cárcel madrileña de Soto del Real, Es el primer miembro de la familia Pujol que pisa la cárcel y lo hace por haber sido el gestor del patrimonio que el ex president Jordi Pujol Soley ocultó durante casi 30 años en Andorra. También porque las explicaciones que ha facilitado al juez sobre sus operaciones comerciales son “ilógicas”.

Los indicios

El magistrado detalla en la resolución los indicios que pesan contra Pujol Jr y que sustentan en la utilización de entramados financieros internacionales “diseñados con la específica finalidad de blanquear capitales fuera de España” y “repatriarlos”. También por haber recurrido a testaferros para disponer de cuentas en México, Andorra, Estados Unidos, Paraguay, Argentina y Panamá. Y haber realizado inversiones a través de “compañías instrumentales”.

Por ello, el togado sostiene que el primogénito de los Pujol “desde que comenzaron las investigaciones” en el 2012 ha venido realizando “un progresivo proceso de ocultación de información y evidencias”. También que ha llevado a cabo un proceso de “descapitalización de todos los activos patrimoniales y financieros que se le podían atribuir”.

El magistrado reprocha a Pujol Jr que haya faltado “claramente” a la verdad en sus declaraciones judiciales anteriores en el 2015 y en el 2016 porque negó tener cuentas en Andorra. Y por traspasar los fondos de estas cuentas a Panamá. Además, ayudó a su madre a ocultar sus fondos en el Principado y luego transfirió todo su dinero a México (2,4 millones de euros) para “evitar el embargo judicial”.

Usó a su mujer e hija para ocultar bienes

Asimismo, el juez sostiene que Pujol Ferrusola descapitalizó parte de sus sociedades al montar con su ex mujer Mercè Gironés una empresa y donó a su hija más de medio millón de euros que esta utilizó para comprar una casa. Esta estrategia de despatrimonializacion y de ocultación de bienes “se prolonga hasta la actualidad”.

El togado afirma que para llevar a cabo estas actividades de ocultación, el primogénito de los Pujol ha recurrido a “negocios jurídicos en los que ha habido una ficción íntegra de los mismos” porque eran “inexistentes en el fondo”, ya que simulaban “su existencia con el único objetivo” de fingir “una actividad para sacar capitales de España con las subsiguientes dificultades para su rastreo y bloqueo posterior”.

Viajes a Andorra

De la Mata recuerda que Pujol hijo viajó en el 2012 y el 2014 a Andorra para poner a buen recaudo su dinero y que ha contactado con “personas, amigos y miembros de su familia para orquestar versiones y armar coartadas”. Y es que el juez acusa a la familia Pujol de haber utilizado una estrategia defensiva “coordinada” para negar que todos ellos tenían cuentas en Andorra en las que recibían “continuos ingresos de cantidades millonarias”,

El magistrado reconoce que el control que ha llevado a cabo la justicia para evitar que el hijo mayor de los Pujol siguiera delinquiendo “ha sido insuficiente” y desvela que si sigue en libertad puede interferir en la colaboración que otros países están ofreciendo sobre sus cuentas bancarias por sus “contactos y relaciones”.

Negocios fallidos

Previamente, el juez requisó el teléfono móvil de Pujol jr cuando terminó su declaración que se prolongó durante más de tres horas. En su comparecencia, Pujol Ferrusola negó que esté descapitalizado sus bienes y aseguró que había perdido dinero porque sus negocios habían fracasado excepto una empresa en México dedicada al crecimiento rápido del eucalipto para la biocombustión.

Asimismo, aseguró que parte del dinero que falta eran préstamos que no le habían reintegrado. Una versión que el juez no se cree, ya que sostiene que en realidad estas operaciones “de reconocimiento de deuda que se proyectan a los próximos años” solo buscan ocultar estos fondos a la justicia.

El juez ha asumido la petición del fiscal Fernando Bermejo que pidió el ingreso en prisión para evitar la destrucción de pruebas tras los informes presentados en las ultimas semanas por la UDEF. En estos documentos se describe las maniobras llevadas a cabo por Pujol jr y cifran en 30 millones el dinero que el hijo mayor del ex president tiene en el extranjero y la evasión de casi 14 millones de euros.

Esta es la tercera vez que Pujol comparecía ante el juez De la Mata. Este magistrado en febrero del 2016 ya le había retirado el pasaporte y le había impuesto comparecencias en el juzgado. Ahora ha firmado su “prisión incondicional, comunicada y sin fianza”. La decisión es recurrible ante la sala de lo penal. La petición de prisión del fiscal fue apoyada por la Abogacía del Estado y por Podemos que actúa en este caso como acción popular.