La presidenta del Parlament, Carme Forcadell, y los líderes de la ANC, Jordi Sánchez, y Ómnium, Jordi Cuixart, han protagonizado este mediodía un mitin ante la sede del Tribunal Superior de Justicia de Cataluña para reclamar la libertad de los altos cargos de la Generalitat detenidos en la macrooperación policial dirigida por el Juzgado de Instrucción 13 de Barcelona contra la organización del referéndum del 1 de octubre. Una movilización que hoy se ha centrado en el Paseo Lluis Companys de Barcelona con la que las entidades independentistas dan el pistoetazo de salida a la «movilización permanente» que tanto desde las entidades como desde el gobierno catalán se entiende que será imprescindible para mantener la convocatoria del referéndum.

«Estamos aquí para defender los derechos y libertades democráticas de nuestro país, para exigir la libertad de los detenidos porque son trabajadores públicos que han trabajado para defender nuestros derechos», ha proclamado la presidenta del Parlament, objeto a su vez de tres querellas derivadas del proceso secesionista. Forcadell ha asegurado, dirigiéndose a los once detenidos que permanecen en dependencias de la Guardia Civil: «no estáis solos, nos conjuramos aquí a no parar hasta conseguir que estéis de vuelta en vuestras casas. No estáis solos, tenéis a un pueblo detrás, sois nuestros héroes» son algunas de las consignas que han repetido todos los oradores.

El secretario de Economía, Pere Aragonés, uno de los altos cargos que han salido indemnes de los registros en el equipo de Oriol Junqueras, ha ido más allá al asegurar que «están encarcelados por un Estado que encarcela a los demócratas y mantiene en libertad a los corruptos» y ha advertido de que «seguiremos en defensa de nuestras instituciones, si cogen a uno seguiremos los otros».

Tanto Forcadell como Aragonés, Cuixart y Sánchez han aprovechado además sus intervenciones para defender que la mejor respuesta es la movilización en la calle y acudir a votar el 1-O. «El día 1 id a votar, con dignidad y por dignidad, por Cataluña y por la democracia», ha clamado Forcadell. Cuixart ha añadido la visión épica de los sucesos de estos días. «Estamos haciendo una revolución en toda regla, este pueblo no volverá a ser igual, disfrutad del momento. Abrid los ojos porque esto pasa pocas veces en la vida, sentiros orgullosos, nos conjuramos a no fallaros, si no falláis lo lograremos», ha asegurado.

Y el líder de la ANC ha asegurado que «nuestro estado es la gente y esto es imbatible» ante las miles de personas concentradas frente al Palacio de Justicia. «Es la gente la que garantizará que el 1-O se votará y se ganará, porque votar es ganar y eso no lo puede impedir Rajoy» ha concluido Sánchez.

Huelga universitaria

Paralelamente, esta mañana se han producido concentraciones y movilizaciones en diversas universidades catalanas. En la Plaza Cívica de la Universidad Autònoma de Barcelona (UAB) se ha celebrado una asamblea de estudiantes que siguen concentrados en el centro del campus de Bellaterra, y varios centenares de alumnos de la Universidad de Barcelona han cortado la Diagonal a la altura de Palau Real. Las concentraciones se han repetido en las universidades de Tarragona y Girona, que también han suspendido las clases.