El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez ha arremetido hoy contra la alianza entre el Partido Popular  Ciudadanos en Cataluña basada en “tratar de uniformar una España diversa”. El dirigente socialista ha señalado que ambas formaciones, “las dos derechas”, sólo aspiran a repetir errores del pasado como “el centralismo y la reversión autonómica”. Ha señalado, durante un acto celebrado en Bilbao, que en “los grandes retrocesos” ocurridos en nuestro país siempre está la rúbrica del PP “y ahora también la firma entusiasta de Ciudadanos”.

Para Sánchez los últimos acontecimientos en torno a la crisis en Cataluña han demostrado que ambas formaciones “se desenvuelven mucho mejor en la confrontación que en el diálogo, en la imposición que en el entendimiento”. Respecto a la reformulación del modelo territorial que aspira a liderar, el líder socialista ha afirmado que tanto el PP como la formación de Albert Rivera no tienen un modelo de país para España sino un mismo “modelo de confrontación territorial” y que es ahí donde radica la principal diferencia con el PSOE.

Acuerdos ‘trasversales’

En este sentido ha defendió la apuesta por un proyecto territorial “de concordia y autogobierno” que defienda la diversidad del Estado y se sustente en “acuerdos trasversales y no en vías unilaterales”. En este sentido ha citado el caso del País Vasco donde el PSE y el PNV gobiernan en coalición, “dos proyectos diferentes, con proyectos autónomos que compiten antes de las elecciones pero que después deciden cooperar y son coincidentes en la voluntad de gobernar una sociedad plural y diversa, sin exclusiones”.

El secretario general del PSOE ha apuntado que para que “la nueva España autonómica gane” es necesario contar con “todos los moderados y progresistas” que defiendan el diálogo para la resolución de problemas políticos. Ha instado a quienes “creen en el acuerdo y no en la imposición” a que se sumen a la mano tendida del PSOE. En su opinión, en la España actual, “sólo los partidos que sepan entender y gobernar la diversidad pondrán gobernar España”.

Por su parte el vicesecretario de Comunicación del PP, Pablo Casado, ha respondido al secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, que quien debe aclarar cuál es su modelo territorial para España es él, ya que, según ha subrayado, el Partido Popular tiene «claro» que defiende la «España de las Autonomías». Ha hecho un llamamiento a la suma de moderados y progresistas en Cataluña, Euskadi y el resto de España que «creen en el cambio» para lograr una «nueva España autonómica» de carácter federal y «diversa» en lo territorial.

«Es el señor Pedro Sánchez el que tiene que decir cuál es su modelo territorial. Nosotros tenemos un modelo territorial muy claro y es la España de las Autonomías», ha resaltado Casado, para añadir que el «mejor modelo es el de la mejor España de la historia» y no se puede «poner panza arriba».

En una rueda de prensa tras la reunión del comité de dirección del PP, Casado ha señalado que su partido no ha propuesto una reforma de la Constitución, pero ha agregado que tampoco se han cerrado a estudiar las propuestas que formulen otros partidos en el marco de la comisión territorial que se constituyó en el Congreso la pasada semana. Según ha dicho, el PP no está a favor ni de «devolver competencias» ni de que «siga habiendo deslealtad» en el ejercicio de esas competencias.

Oportunismo de Ciudadanos

El dirigente del PP ha insistido en que son los socialistas los que deben aclararse porque han escuchado hablar de la ‘Declaración de Granada’ pero «no se ponían de acuerdo si España era un país de federal, confederal o federal asimétrico». «El modelo del PSOE no es tan detallado como el nuestro», ha enfatizado.

También ha repartido criticas contra Ciudadanos (Cs), al que ha acusado de actuar de forma «oportunista». Como ejemplo de ello ha citado su presencia en la manifestación del sábado en Valencia reclamando una mejor financiación para la Comunidad Valenciana, en la que participaron también entidades soberanistas.