Trabajadores de la factoría de Navantia en San Fernando (Cádiz), tras celebrar una asamblea, han salido en dirección a la carretera CA-33 para cortarla en protesta ante la posible pérdida del contrato con Arabia Saudí para la construcción de cinco corbetas.

Según ha señalado a Europa Press el presidente del comité de empresa, Jesús Peralta, la situación es «muy complicada» y da la ruptura del contrato por «oficioso».

La presidenta de la Junta e Andalucía, Susana Díaz, ha expresado hoy su preocupación ante la posibilidad de que se cancele el contrato para la construcción de cinco corbetas para la armada de Arabia Saudí, y ha reclamado al Gobierno de la nación que garantice el empleo en la Bahía de Cádiz.

«Hemos trasladado al Gobierno de España que, cuanto antes, tiene que encontrar una solución», ha dicho Díaz en declaraciones a los periodistas en Carcassonne (Francia), donde participa en una reunión preparatoria del dictamen del Comité de las Regiones (CdR) sobre el Fondo Social Europeo.

Ha asegurado que comprende y comparte la preocupación de los trabajadores porque dicho contrato garantiza 6.000 empleos en la bahía, de forma que es «el contrato más importante de los últimos veinte años para Navantia en esta zona».

«Hemos trabajado mucha gente y mucho tiempo por ese contrato», ha recalcado la presidenta andaluza, que ha explicado que desde que se tuvo conocimiento de la posibilidad de que fuera rescindido, la Junta se puso en contacto con el Gobierno de España «a todos los niveles» para trasladarle su preocupación y la posición del Ejecutivo andaluz. «Y queremos, y así se lo hemos pedido al Gobierno, que tiene que garantizar el empleo, el contrato y ese horizonte de esperanza que la bahía merece», ha remachado.