Sociedad

Investigan a cuatro trabajadores sanitarios por la muerte de un bebé en Madrid

La UVI móvil tardo 62 minutos en acudir a la vivienda de Torrelodones donde vivía la pareja.

Emergencias 112 Comunidad de Madrid.

Emergencias 112 Comunidad de Madrid.

El juzgado de instrucción número dos de Collado Villalba ha imputado a cuatro médicos del Servicio Madrileño de Salud (Sermas) por la muerte a las pocas horas de nacer de un bebé después de que la UVI móvil tardó 62 minutos en acudir a la casa de los padres, en el municipio madrileño de Torrelodones, según informa El Confidencial.

Los hechos se remontan a la noche del 4 de septiembre. Carmen, una mujer de 41 años y en silla de ruedas que vive a 15 minutos del hospital más cercano -el Puerta de Hierro de Majadahonda- , se puso de parto. Ante el nacimiento prematuro del bebé, la familia llamó dos veces a los servicios de emergencia, que primero les dijeron que mandarían una ambulancia y luego que no había un tiempo estimado para la llegada de la ambulancia al domicilio de la pareja.

Tras este tiempo de espera, el marido y un amigo trataron de llevar a Carmen al coche para ir al Hospital Puerta de Hierro pero la mujer se puso de parto y el recién nacido cayó prácticamente al suelo. Finalmente, las ambulancias llegan a las 02:08 horas de la mañana junto a la Policía Local de Torrelodones y trasladaron a la mujer y a su hijo al hospital de Majadahonda, donde llegó el pequeño con daños cerebrales severos y murió a lo largo de la mañana.

En sus investigaciones, la Guardia Civil ha detallado que la llamada de los padres de Bruno se produjo a las 01:06 horas pero el Summa 112 no activó ningún recurso hasta la 01:50, cuando la madre ya había dado a luz. Entre los investigados se encuentran tres facultativos del centro de coordinación del Summa 112 y otro del centro de salud de Torrelodones, que se negó a ir al domicilio de la pareja si no era activado por el 112.

Comentar ()