El alcalde de Valparaíso (Chile), Jorge Sharp, ha denunciado este miércoles que «alguien quiere destruir» la ciudad chilena, tras el último de una larga lista de incendios que ha afectado a unas 150 casas.

«Alguien, ya sea una persona o grupos de personas, quiere ver destruido Valparaíso», ha dicho Sharp tras participar en la reunión del comité de emergencia junto al intendente regional, Jorge Martínez, y varios ministros del Gobierno chileno.

El líder local ha exigido «saber quiénes son, qué intenciones los llevan a actuar de esta forma y que paguen con el máximo grado que la ley (imponga) en este tipo de situaciones».

«Yo le digo a esa gente que les vamos a pillar, vamos a llegar hasta las últimas consecuencias para esclarecer los hechos, porque aquí se puso en juego la vida de los vecinos de Valparaíso, se perdieron casas, se perdieron recuerdos», ha afirmado, informa Europa Press.

El incendio se desató el martes en una zona forestal pero se extendió rápidamente a sectores poblados obligando a desalojar varias viviendas en plena Nochebuena. «Valparaíso no tuvo, ni ayer ni hoy, una feliz Navidad», ha lamentado Sharp.

El ministro de Interior, Gonzalo Blumel, ha cifrado en 150 las viviendas afectadas. Las autoridades municipales han creado un centro de acopio de agua, comida y otros insumos básicos en un colegio del centro de Valparaíso para las personas evacuadas, que han sido trasladadas a dos albergues.

El fiscal del caso, Osvaldo Ossandón, ha confirmado que «existe una hipótesis fuerte de investigación que trata sobre la intencionalidad» del incendio. «Existen antecedentes», ha recordado.