Los municipios valencianos de Requena, Alfafara, Beneixama, Villena, Ibi o Sollana, entre otros, han aplazada la vuelta a las clases, prevista para este jueves, 7 de enero, ante la ola de frío y la situación sanitaria a causa de la Covid-19.

Así lo ha indicado el sindicato STEPV, que ha insistido en que la Conselleria de Educación retrase de forma generalizada el inicio de las clases porque, han alertado, «a la grave situación de la pandemia se suma la ola de frío» que afecta a la Comunitat.

Desde la organización sindical han manifestado que no entienden cómo la Conselleria de Educación o el gobierno valenciano «no han decretado el aplazamiento de la reanudación de la actividad lectiva». Al mismo tiempo, han advertido de que el profesorado está «desconcertado» porque «la administración no ha suspendido el retorno de las clases de forma generalizada, mientras algunos ayuntamientos, que están actuando con la responsabilidad que le falta a la Conselleria y al gobierno valenciano, sí que lo han hecho por la alerta sanitaria y la meteorológica».

Por ello, el colectivo ha insistido en que se tome esta medida y la alertado: «Mañana se expondrá al profesorado y al alumnado a unas temperaturas en las aulas que hacen incompatible la docencia, pero también con la angustia de retomar la actividad en espacios cerrados cuando estamos en unas cifras de contagios muy similares a las del mes de marzo».

Además, STEPV ha asegurado que hay 234 puestos de trabajo que este jueves «no serán ocupados por ningún docente porque no se incorporarán hasta el 11 de enero a pesar de que están adjudicados desde el pasado 30 de diciembre».

«Es incomprensible y absurdo que el profesorado no adjudicado se incorpore lunes y las escuelas estén abiertas este jueves en esta situación tan adversa, tanto por la evolución de la pandemia como por las bajas temperaturas a las cuales se tendrá que enfrentar el profesorado y nuestro alumnado», han afirmado desde el sindicato.

Finalmente, se han preguntado «cómo es posible que el gobierno valenciano no reaccione ante esta situación y haya decretado ya el aplazamiento de la reanudación de la actividad lectiva como han hecho otros territorios del estado u otros países europeos».