Mari Cruz Jimena ha constatado que «hay personas buenas» tras recuperar la cartera que había perdido en Jerez de la Frontera con 1.659 euros, dinero que ha devuelto la joven que la encontró, María de Gracia Arroyo, con quien se ha visto este lunes en la Comisaría de Policía.

Perdió su cartera el pasado 28 de noviembre y hoy se han encontrado en la Comisaría de Jerez de la Frontera con motivo de un acto organizado por la Policía Nacional, en el que la afectada le ha regalado una cesta de Navidad a María de Gracia.

En declaraciones a los medios de comunicación, Mari Cruz ha asegurado que nunca lleva dinero en efectivo en la cartera, pero justo ese día había sacado «para pagar unas reformas» que está haciendo en su nuevo domicilio.

La cartera la perdió en el aparcamiento de un supermercado y no se dio cuenta porque iba «con prisas por ser la hora de los baños y de la cena» de sus tres hijos, de modo que sólo fue consciente de la pérdida cuando recibió la llamada de la Policía Nacional informándole de la aparición de su cartera con el dinero esa misma noche.

María de Gracia la había encontrado en el citado aparcamiento por la tarde y se había planteado dejarla en el establecimiento, pero descartó la opción cuando vio que era «una cantidad muy importante».

Así que acudió al domicilio que figuraba en el documento de identidad de Mari Cruz, pero ya no se encontraba allí porque se había mudado y tuvo que recurrir a la Policía Nacional para que la cartera acabara en manos de su dueña.

«No tuve ninguna tentación porque me puse en la piel de la otra persona y pensé que quizá fuera un dinero para medicamentos o para ayudar a un familiar», ha explicado María de Gracia, que no quiere dar mucha importancia a su comportamiento y se muestra sorprendida por la repercusión que ha tenido la noticia, pues considera que lo que hizo sólo fue «lo que me habría gustado que hicieran por mí».

La propietaria de la cartera está «infinitamente agradecida» porque reconoce que perder ese dinero «hubiera sido un inconveniente grande» en un momento de reformas en su domicilio.

La cartera la recuperó la misma tarde que la perdió, lo que le ha llevado a asegurar que «hay muchas personas buenas en el mundo» y que tuvo la suerte de que la cartera la encontrara «una de ellas».

Mari Cruz ha contado que su madre encontró también una cartera hace algunos meses y la devolvió, como han hecho ahora con la suya, lo que considera una «cadena de favores».

María de Gracia también ha tenido un detalle con Mari Cruz durante el acto celebrado en la comisaría, le ha regalado una cartera fabricada por ella para que no le vuelva a pasar. «Si nos pusiéramos en el lugar de los demás se harían más cosas buenas», ha reflexionado.