Una nueva normativa municipal pondrá coto a la circulación de ciertos vehículos en la M-30 de Madrid desde el próximo domingo 1 de enero.

El Ayuntamiento de Madrid activa desde el próximo domingo 1 de enero una nueva restricción al tráfico rodado más contaminante: los turismos con clasificación ambiental A que no estén empadronados ni abonen el Impuesto de Vehículos de Tracción Mecánica (IVTM) en la capital no podrán circular por la M-30.

Esta medida, contemplada en la Ordenanza de Movilidad Sostenible (OMS) para mejorar la calidad del aire y cumplir con la directiva europea en esta materia, se suma a la implantada el pasado 1 de enero de 2022, que prohíbe a este tipo de coches el acceso al interior del perímetro marcado por la M-30 (esto es, la ‘almendra central’ de la capital).

Además, desde el 1 de enero de 2024, los turismos A (vehículos de gasolina matriculados antes de 2001 y diésel antes de 2006) tendrán prohibido el acceso y la circulación por todas las vías públicas urbanas del municipio de Madrid, informa Efe.

Más restricciones en 2025

Desde el 1 de enero de 2025, la prohibición se extiende también a los turismos A domiciliados en Madrid y que figuren de alta en el padrón del IVTM del Ayuntamiento de Madrid. Desde esta fecha, tampoco podrán acceder ni circular por la capital los vehículos A que no sean turismos (camiones, furgonetas, motocicletas y ciclomotores), que hasta el 31 de diciembre de 2024 no tendrán restricciones.

Desde el Área de Medio Ambiente y Movilidad se establecerá un operativo de vigilancia especial formado por agentes de movilidad para garantizar el cumplimiento de la normativa en M-30 y su interior. Los efectivos se situarán en puestos aleatorios.

El acceso no permitido a Madrid ZBE, al igual que con las otras dos ZBDEP, se sanciona como infracción grave de tráfico con multa de 200 euros (100 euros con pronto pago).