Deportes FINAL DE LA CHAMPIONS

La neurociencia al servicio del Liverpool de Jürgen Klopp

El excéntrico entrenador alemán ha contratado los servicios de una empresa que se dedica a mejorar el rendimiento psicológico de los futbolistas | "Ahora podemos entrenar específicamente las habilidades mentales y de precisión de tiro"

El futbolista Trent Alexander Arnold, con unos electrodos en la cabeza durante un entrenamiento

El futbolista Trent Alexander Arnold, con unos electrodos en la cabeza durante un entrenamiento

Hace un par de años, Jürgen Klopp recibió una llamada. Al otro lado del teléfono estaba Niklas Häusler, un doctor en neurociencia que le quería proponer algo: usar la tecnología para entender cómo funciona el cerebro de los futbolistas en determinadas situaciones de estrés y mejorar aspectos como el lanzamiento de faltas y de penaltis. «Eso suena interesante, ven», respondió Klopp.

Es la próxima frontera del rendimiento deportivo»

Niklas Häusler

Tras una primera toma de contacto en la ciudad deportiva de Melwood, la empresa Neuro11 se unió a la pretemporada del Liverpool en el verano de 2021. El club red estaba concentrado en la ciudad de Evian y al poco de llegar, Häusler y su equipo empezaron a colocar electrodos en las cabezas de Mohamed Salah, Sadio Mané y compañía.

Desde entonces, el trabajo entre los neurocientíficos y los futbolistas del Liverpool ha sido algo habitual y el equipo de Neuro11 ya son una parte fija del cuerpo técnico de Klopp. Esta semana, en la previa de la final de la Champions League ante el Real Madrid, los reds se han vuelto a poner los electrodos.

«Es la próxima frontera del rendimiento deportivo», asegura el neurocientífico alemán en una entrevista con la web The Athletic. «El lado físico del fútbol ha llegado prácticamente a su máximo. Los futbolistas están en una forma espectacular. El siguiente paso es entrenar el cerebro y ahí es donde nosotros podemos aportar algo que está validado científicamente». El Liverpool es el primer club de alto nivel que empieza a trabajar con la neurociencia.

Cómo funciona el sistema y para qué sirve

Los trabajadores de Neuro11 recogen los datos recabados por los electrodos durante las sesiones de entrenamiento y después analizan las decisiones tomadas para ver cómo puede mejorar cada futbolista en determinada situación. “Los penaltis es lo más obvio, pero se trata de todas las jugadas a balón parado: córners, tiros libres, tiros libres directos, centros y todo ese tipo de cosas. Cualquier futbolista que entre en estas situaciones tiene sesiones extra con los chicos de Neuro11”, señala Klopp.

«Se trata de que los jugadores tengan la mentalidad correcta antes de una jugada a balón parado. Miden todo, son neurocientíficos y es increíblemente interesante e importante para nosotros«.

Jürgen Klopp celebra un gol del Liverpool en Anfield
Jürgen Klopp celebra un gol del Liverpool en Anfield Peter Byrne / PA Wire / dpa

El 27 de febrero, el técnico red no dudó en dedicar el título de la Carabao Cup -la Copa de la Liga en Inglaterra- a los neurocientíficos alemanes. La final ante el Chelsea se decidió desde el punto de penalti y el Liverpool no falló ningún lanzamiento durante la tanda en el estadio de Wembley. Once disparos y once goles. «Neuro11 ha tenido un impacto increíble, este título es para ellos», indicó el técnico alemán.

Aunque ya están en la nómina del club inglés, los neurocientíficos de Neuro11 siguen instalados en Alemania porque ayudan también a otros equipos y deportistas de otras disciplinas, como baloncesto, dardos, tiro con arco o golf.

«Han conseguido desarrollar un método de entrenamiento de fuerza mental altamente innovador y basado en hechos que se integra perfectamente en nuestro programa de entrenamientos existente», continúa Klopp. «Podemos entrenar específicamente las habilidades mentales y de precisión de tiro de nuestros jugadores directamente en el campo, de una manera que no era posible para nosotros hasta ahora».

La mentalidad en la final de la Champions

Klopp, de 54 años, afronta este sábado su cuarta final de la Champions como entrenador, la tercera de ellas con el Liverpool. Perdió las dos primeras y celebró la última, la que ganó en 2019 al Tottenham en Madrid. Veterano y fiel estudioso del fútbol, Klopp sabe que mañana tendrá enfrente al equipo más peligroso en estas lides, un Real Madrid que ha alcanzado la final además a base de remontadas imposibles.

El jueves, Klopp se refirió al estado mental de los futbolistas del Real Madrid. “Cuando los ves tienen muchísima confianza. Juegan tan relajados, tan tranquilos… Si les dejas, en dos o tres ataques te pueden vencer de forma espectacular. No veo desesperación en ellos. Tenemos que tener claro que son capaces de hacer cosas especiales”, apuntó el entrenador.

Si algo ha demostrado esta temporada el Real Madrid es que nunca se le puede dar por muerto. «Pueden remontar en los dos minutos finales, como hicieron con el City. Pero gracias a dios tenemos 88 minutos para llevar el partido en la dirección correcta antes de que eso suceda”.

Te puede interesar

Comentar ()