Sociedad | Sucesos

Tres okupas menores propinan una paliza a una mujer que termina con fracturas en el cráneo y un oído roto

Mientras hablaba con unos vecinos los menos reaparecieron con palos y empezaron a golpearla tras tirarla al suelo de un empujón

Antena 3

Una mujer ha recibido una brutal paliza por parte de tres okupas menores en la localidad alicantina de Villena. Según ha expuesto la víctima en Antena 3, todo sucedió cuando defendía a su hijo, quien reprochó a los supuestos agresores haberles visto forzar una puerta. La mujer describe que, mientras hablaba con unos vecinos, reaparecieron los menores con palos y empezaron a golpearla. Tras tirarla al suelo de un empujón empezaron a aporrearla.

La paliza fue de tal calibre que terminó inconsciente. Inmediatamente fue trasladada al hospital y tuvo que ser intervenida. Sufre fracturas en el cráneo y tímpano y le dieron puntos en el ojo. «No escucho por el oído derecho y me han dicho que la lesión que tenga no es reversible», ha afirmado. La agresión tuvo lugar en la puerta de su casa. Ya en su casa, por la pandemia, expone que no escucha nada por el oído derecho, donde tiene siete huesos rotos, fuertes dolores de cabeza fruto de las dos fracturas craneales que le originaron.

Además, tiene fracturas en el pómulo y daños en el ojo, con puntos. «Estuve dos horas y media en el quirófano y todavía no sé la pérdida de visión que ha quedado», expone preocupada. Asimismo ha detallado que su familia tiene miedo ya que están amenazados por los okupas junto con la testigo del suceso. «Nos van a quemar la casa con nosotras dentro, que la testigo la van a pegar si se presenta la juicio», detalla Desirée.

Comentar ()