Sucesos

Un hombre detenido por herir con una catana de 73 centímetros a una mujer en la cara

Los agentes se percataron de que el altercado se inició después de que el detenido pasara toda la tarde consumiendo comida y alcohol en un bar

Un agente de la Policía Local de A Coruña delante de un furgón policial

Twitter / @Policia_Coruna

La Policía Local de A Coruña ha detenido a un hombre de 49 años por herir con una catana de 73 centímetros a una mujer en la cara. Los agentes llegaron al lugar del suceso y se encontraron al varón, detenido posteriormente, apoyado sobre un vehículo y con una herida en la cabeza.

Los agentes se percataron de que el altercado se inició después de que el detenido pasara toda la tarde consumiendo comida y alcohol en un bar. Los responsables del local dejaron de servirle para que el individuo abonase lo que debía, lo que provocó la ira del hombre, que comenzó a destrozar mobiliario del establecimiento. Tras un forcejeo en el que los responsables del bar expulsaron al detenido, éste acudió a su casa en busca de un arma blanca.

Según ha informado La Voz de Galicia, el hombre volvió a los pocos minutos con una herida en la cabeza que se había originado en la trifulca y con una catana de 53 centímetros con una hoja de 53 centímetros. La mujer de uno de los responsables del negocio trató de impedir la entrada de nuevo del individuo al local, pero acabó en el suelo y con un corte en la ceja derecha producido por la catana. Cuando el supuesto agresor se encontraba 0tra vez dentro del bar provocando destrozos, la Policía Local llegó al lugar de los hechos.

La catana se encontraba partida en dos bajo un vehículo estacionado junto al bar y fue incautada por los agentes. El vehículo sufrió desperfectos, por los que también se acusa al detenido, que se añaden a los supuestos delitos de de lesiones con arma blanca y daños en establecimiento de hostelería. El varón de 49 años pasó la noche en dependencias policiales y ha pasado a disposición judicial. La mujer tuvo que ser atendida y más tarde trasladada a un centro sanitario para suturar la herida.

Comentar ()