En octubre puede empezar la primavera, apostaban estos días en los actos de la Diada  pero, lo que es seguro es que  este septiembre comienza un próximo año, uno poético, y que el centro de la celebración va a ser en Brieva, a menos de 14 kilometros de Segovia.  Un encuentro literario para los amantes de la poesía y de la literatura en general donde  Antonio Garrigues Walker oficiará de maestro de ceremonias para dar la bienvenida a los nuevos  poemas que están por venir  desde esta pequeña localidad segoviana que apuesta por la poesía para combatir la España vacía.

Con el respaldo de la Diputación de Segovia, este año se celebra la tercera edición del Festival de Poesía Pan Duro. Entre lo rural y lo urbano, lo amateur y lo veterano, los apenas 100 vecinos de Brieva acogerán durante el fin de semana del 13, 14 y 15 de septiembre a los poetas y aficionados que se atrevan a participar en este original evento. El encuentro organizado por el colectivo Masquepalabras incluye acontecimientos tan inclasificables como Poesía en Bolas, Poetas Encadenados, el Primer Gabinete de Adelgazar&Poesía, el Primer Confesionario Poético del Mundo y hasta la primera boda poética del mundo entre las personas que se declaren amor eterno durante esta edición de 2019.

Un evento lírico donde las campanadas del Año Nuevo Poético son acompañadas no por uvas ni por un plato de lentejas, sino por pan duro, literalmente, y «además con un chorrito de aceite». Antonio Garriegues Walker, que siempre ha hecho gala de su amor por el teatro y la poesía, será, en esta ocasión,  un maestro de ceremonias de excepción para dar la bienvenida al nuevo Año Poético.