El número de españoles que en 2019 afirman haber optado por reducir su consumo de carne equivale al 7,8% de la población: el 6,3% de los españoles son flexitarianos, es decir, consumen carne y pescado sólo de forma puntual. A ellos se suman un 1,3% de vegetarianos y un 0,2% restante, que se declara vegano. La respuesta del mercado a esta reciente tendencia alimentaria ha sido inmediata en algunas ciudades españolas. Bares, restaurantes y tiendas no pierden la oportunidad de adaptar la carta a las necesidades de este creciente nicho de mercado. Sin embargo, no todas las ciudades reaccionan en la misma medida. Para conmemorar que noviembre es el mes internacional del movimiento vegano, Holidu, ha dado a conocer cuáles son las siete ciudades más veganas de España.

Granada – 1 restaurante veggie cada 17905 habitantes

Imagen de Google de la Alhambra de Granada con el Carmen de San Agustín en primer plano.

Abrimos la clasificación con una agradable sorpresa. En Granada no se escatima en carnes, guisos y frituras, como muestran sus platos típicos como las habas con jamón o la tortilla del Sacromonte, rellena de sesos de carnero y criadillas. A pesar de su tradición culinaria alejada del veganismo, Granada se adapta a los nuevos tiempos ofrece a sus ciudadanos el ratio más alto de restaurantes veganos y vegetarianos por persona, con un total de 13 restaurantes, o lo que es lo mismo, 1 por cada 17905 granadinos.

Santa Cruz de Tenerife – 1 restaurante veggie cada 18517 habitantes

Santa Cruz de Tenerife
Santa Cruz de Tenerife EP

La medalla de plata se la adjudica Santa Cruz de Tenerife, con 11 restaurantes veggies que dan para un local por cada 18517 tinerfeños. La tradición culinaria de Santa Cruz ya apuntaba maneras, ya que, si bien hay platos populares servidos con carne o pescado como la Ropa vieja canaria, la carne de cabra y el Sancocho, no faltan los platos típicos legendarios que no llevan carne, como las Papas arrugadas con mojo, el Gofio, o el frangollo. Además, son expertos en tema de frutas, ya que no hay plátano más conocido en nuestro país que el canario.

Palma de Mallorca – 1 restaurante veggie cada 19357 habitantes

Palma de Mallorca.
Palma de Mallorca.

En Mallorca no se salva ni la popular ensaimada, que lleva manteca de cerdo. La sobrasada, la Coca de Trampó, el Frito Mallorquín, los caracoles a la Mallorquina, el Arròs Brut… y la lista de platos típicos con carne continúa. Sin embargo los veganos y vegetarianos mallorquines no han sido abandonados a su suerte en esta ciudad balear, que cuenta con nada menos que 21 restaurantes para ellos, o lo que es lo mismo, uno por cada 19357 habitantes.

Barcelona – 1 restaurante veggie cada 20010 habitantes

Sagrada Familia de Barcelona
Sagrada Familia de Barcelona

A las puertas del podio se queda Barcelona, la tierra de la butifarra con mongetes, los calamares a la romana, el arroz negro con marisco, el pollo asado a la catalana, la escalivada y los bikinis. Aunque hay que reconocer que no todo es carne o pescado en la gastronomía barcelonesa, también se come con gusto un buen Pan amb tomaquet o unos deliciosos Calçots con salsa romesco. Será por eso que es la ciudad con el mayor total de restaurantes veganos y vegetarianos del país, con la friolera de 81. Aún así toca compartirlos, y al final queda uno por cada 20010 habitantes, razón por la que la ciudad condal clasifica en cuarto puesto.

Salamanca – 1 restaurante veggie cada 20634 habitantes

Salamanca
Salamanca EP

La gastronomía de Salamanca es un festival de carne, con platos estrella como el Hornazo, la Chanfaina, el jamón de Guijuelo, el Farinato, la carne de Morucha y las lentejas con chorizo ¡hasta los postres llevan manteca! Como por ejemplo las populares rosquillas de Ledesma. A pesar de ello, la ciudad castellano leonesa se adapta con brío a las nuevas tendencias culinarias ofreciendo a sus habitantes 7 restaurantes veganos y vegetarianos, que dan para uno por cada 20634 salmantinos.

Valencia – 1 restaurante veggie cada 27166 habitantes

Valencia
Valencia EP

Valencia presume de una gastronomía repleta de pescados frescos y mariscos. La paella es la estrella inconfundible y la acompañan la fideuá, la olla valenciana o el pescado al all i pebre, entre otros. Sin embargo no cuesta mucho encontrar platos sin carne ni pescado como el Esgarraet, el Aspencat o dulces como los buñuelos de calabaza. La ciudad es también, de sobra conocida por productos veganos como las naranjas valencianas o la horchata de chufa. Por eso no es de extrañar que existan opciones numerosas para los veggies, a los que se reservan 29 restaurantes, es decir, uno por cada 27166 valencianos.

Alicante – 1 restaurante veggie cada 32999 habitantes

Alicante

La olleta alicantina, la borreta alicantina, el arroz a banda, la mojama de atún, la carne y los pescados y mariscos son una constante en la gastronomía de Alicante, pero eso no le ha impedido dar un paso adelante y ofrecer a sus ciudadanos 10 restaurantes veganos y vegetarianos, que dan para uno cada 32999 alicantinos.