DKV ha presentado recientemente la exposición Creadores de conciencia. 40 fotoperiodistas comprometidos, que rinde homenaje a profesionales de la fotografía del Estado español que arriesgan su vida en conflictos bélicos, desastres naturales o regímenes autárquicos.

La exposición presenta escenas únicas que invitan a la reflexión sobre situaciones que conectaran con la conciencia colectiva del visitante. Producida por DKV con motivo del XX aniversario de sus acciones de Responsabilidad Social,  aborda las temáticas que se han tratado durante estos veinte años como problemas de cambio climático, enfermedades, salud, discapacidad o colectivos socialmente marginados.

La muestra presenta escenas que invitan a la reflexión sobre situaciones que conectan con la conciencia colectiva

Creadores de conciencia reúne el trabajo de 40 fotoperiodistas, algunos con una larga trayectoria, como en el caso de Gervasio Sánchez, Kim Manresa, Sergi Cámara, Clemente Bernad o Sandra Balsells y otros más jóvenes, como Javier Corso, Manu Brabo, Samuel Aranda, Bernat Armangué o Lurdes Basolí. Las 120 fotografías que se presentan en la exposición se han publicado en los medios de comunicación más importantes del mundo. Las imágenes dan a conocer realidades inquietantes de lugares lejanos como Siria, Colombia, Venezuela, Irak, Egipto…, y también situaciones que vivimos en nuestro propio barrio o ciudad. Algunos de los fotógrafos han desarrollado su labor en la misma ciudad donde viven. Todas las fotografías están tratadas con seriedad y rigor, y con un alma y una magia especiales.

Esta exposición itinerante se ha estrenado en Barcelona, en el Palau Robert y estará en esta ciudad hasta el 10 de febrero. Entre el 18 de febrero y el 28 de abril se podrá visitar en el Círculo de Bellas Artes de Madrid y a partir del 7 de mayo se trasladará al Centre del Carme de Valencia. La aseguradora está pendiente de cerrar más fechas con el objetivo de hacer llegar esta importante exposición a más ciudades.

La responsabilidad social

Creadores de conciencia era el título casi natural de esta exposición ya que, por un lado, sintetiza el papel activista en materia social y medioambiental que DKV ha desempeñado en estos 20 años; por otro, porque uno de los primeros proyectos de RSC que apoyó la compañía fue “Vidas Minadas”, un trabajo fotográfico con el que Gervasio Sánchez, en colaboración con Manos Unidas, pone el foco sobre los horrores de las minas antipersona. “Vidas minadas” subrayó la labor pedagógica y creadora de conciencia y, sin saberlo, DKV iniciaba una colaboración con el fotoperiodista que le llevaría hasta aquí.

‘Creadores de conciencia’ sintetiza el papel activista y medioambiental que DKV ha desempeñado los últimos 20 años

En 1998 DKV inició su camino en la responsabilidad social al ofrecer a sus empleados la posibilidad de recaudar fondos para los damnificados por el Huracán Mitch, en Centroamérica. En 1999, lanzó la Fundación Integralia DKV, que suponía dar una oportunidad de formarse y acceder al mercado laboral a personas con discapacidad que podían aportar su experiencia y empatía en la atención telefónica a los clientes, y es el proyecto de RSC más emblemático de DKV.

Con el tiempo, la responsabilidad empresarial se ha convertido en un eje central de la compañía, lo que se ha traducido en el apoyo a 200 entidades, con un total de más de ocho millones de euros en donaciones y casi un millón de beneficiarios.


Contenido elaborado por DKV