Cerca de 47.000 personas se congregaron en la Catedral del fútbol para vivir una inolvidable actuación de Fito y Fitipaldis, con mucho «rock and roll», en el que ha sido el concierto más multitudinario de la gira de presentación de su último disco Cada vez cadáver.

El concierto, retransmitido en directo por ETB, TVE y por el canal de YouTube de la banda, contó con las colaboraciones de Carlos Tarque, Dani Martín, Iñaki Antón “Uoho” y Leiva para redondear una noche llena de emociones en la que Fito Cabrales ha jugado en casa, ante su gente.

San Mamés ha sido testigo de un concierto irrepetible, en el que, al contrario de lo que cantaba Platero y Tú, ha habido mucho «rock and roll», con los nuevos temas del Cada vez cadáver y canciones que ya se han convertido en clásicos y cuyos pegadizos estribillos ha coreado a pleno pulmón un público entregado.

Concierto de Fito y Fitipaldis en Bilbao. EFE

El de esta noche no era un concierto más en la gira, por el recinto -el campo del Athletic- y los invitados anunciados, y aunque han sonado las mismas canciones que en otros recintos, Fito y su banda han regalado una exclusiva y emocionante fiesta de «rock».

San Mamés ha rugido con la aparición de la banda en el escenario que ha comenzado con A quemarropa un concierto al que no ha faltado ni la lluvia para sentirse en “Bilbao, Bilbao”, como ha dicho Fito Cabrales a los asistentes.

Después, temas como Por la boca vive el pez, que ha desatado la locura en el estadio, y Me equivocaría otra vez han subido la temperatura antes de que apareciese en el escenario el primero de los invitados de esta noche, Dani Martín, que ha interpretado junto a Fito una contundente versión de Cielo hermético.

Concierto de Fito y Fitipaldis en Bilbao. EFE

No ha habido descanso y con Whisky barato, Fito & Fitipaldis han puesto en pie a todo San Mamés en lo que ya era una fiesta de puro y potente «rock and roll» que ha seguido con temas como Las palabras arden, Todo a cien, Entre la espada y la pared, En el barro o A morir cantando.

Fito, que se ha dirigido al público para destacar que el concierto de esta anoche era para él “una muestra de cariño”, ha llamado al escenario a Morgan, el grupo telonero de la gira, labor que esta noche también ha ejercido la banda vizcaína Gatibu, para interpretar otro de los temas nuevos, Quiero gritar.

En el ecuador de la actuación se ha vivido el momento nostálgico con Iñaki Antón “Uoho”, amigo de Fito y compañero en los añorados Platero y Tú, de quienes han tocado Hay poco rock and roll y El roce de tu piel, para alborozo de las cerca de 47.000 almas acogidas por San Mamés.

Concierto de Fito y Fitipaldis en Bilbao. EFE

Más tarde, tras Si me ves así, ha subido al escenario el tercero de los invitados, Leiva, que ha puesto voz a Viene y va, al igual que lo ha hecho poco después, de manera extraordinaria, el “maestro Carlos Tarque”, como le ha presentado Fito, con Tarde o temprano.

La casa por el tejado y Antes de que cuente diez, con papel destacado de Carlos Raya con la guitarra y de Javier Alzola con el saxofón, bien acompañados por un San Mamés desatado, han puesto un punto y seguido al concierto, antes de los habituales bises.

Concierto de Fito y Fitipaldis en Bilbao. EFE

En el primero, los fans de Fito han podido disfrutar del Abrazado a la tristeza, en el que el líder de la banda ha estado acompañado por Nina, de Morgan, y Carlos Raya, y Soldadito marinero, quizás el tema más celebrado de la mágica noche que han protagonizado Fito & Fitipaldis.

Y para finalizar el concierto, en un segundo de los bises, tiempo para regresar a tiempos de Platero y Tú con el tema Entre dos mares y, por último, Acabo de llegar, con el que que Fito & Fitipaldis se han ido de San Mamés después de regalar más de dos horas y media de mucho y buen «rock and roll».