Deportes

Impagos, deudas con Hacienda y un entrenador 'Robin Hood' al rescate del club que revivió el fútbol en Ciudad Real

El CD Manchego ha pasado en tres meses de dibujar un macroproyecto hacia el fútbol profesional a dejar de pagar a sus empleados en tan solo tres meses

Estadio rey Juan Carlos I, hogar del CD Manchego (Ciudad Real)

Estadio rey Juan Carlos I, hogar del CD Manchego (Ciudad Real) FLICKR

Desde el pasado 15 de septiembre nadie del Club Deportivo Manchego Ciudad Real cobra. La entidad adeuda los salarios y las primas acordadas a los futbolistas, cuerpo técnico y resto de empleados. "Está generando incertidumbre y preocupación, máxime en el momento de la temporada en el que nos encontramos", apuntaba el comunicado emitido por la primera plantilla del CD Manchego a través de la AFE (Asociación de Futbolistas Españoles).

Hasta aquí la situación -dentro de su gravedad- no es extraña. Los impagos son una constante en el fútbol, y más aún en categorías como la 2ª Federación donde milita el CD Manchego.

Las variaciones a lo habitual llegan con el grito de auxilio de Jon Erice, entrenador del CD Manchego y exfutbolista de Osasuna, Cádiz, Málaga y Oviedo, entre otros, recién llegado a Ciudad Real esta temporada: "Me reuní con el presidente (Juan José Bedoya) y el director deportivo (Matías Di Gregorio) para plantear soluciones. Matías y yo estamos intentando ayudar para encontrar a esa gente que pueda arrimar el hombro mientras el presidente arregla sus cuestiones económicas, que creo que las va a solucionar. Esperemos que lo antes posible, pero hay que echar una mano y estamos en ello", apuntó Erice en la rueda de prensa tras el CD Manchego 1-0 Cartagena B.

Erice, cuya vinculación con el club y la ciudad nació hace apenas seis meses, trasladó que su papel extradeportivo pasa por "tirar de contactos". Traer dinero al CD Manchego para "que la gente que nos ayuda se ponga al corriente de pago rápido y puedan tener ese ingreso que necesitan para el día a día".

El que fuera parte de aquel Osasuna histórico que goleo por 0-3 al Bayer Leverkusen en la Copa de la UEFA 2006/2007 ahondó en su preocupación por los empleados del Manchego que no son futbolistas, ya que los jugadores cuentan con la garantía de pago de la AFE. "No fue un discurso, dije lo que siento de manera clara. Es todo lo que puedo hacer yo para colaborar", explica Jon Erice en conversación con El Independiente.

El proyecto del CD Manchego

Juan José Bedoya, dueño y presidente del Manchego, llegó a Ciudad Real en julio de 2021. "Salvó al Manchego de la desaparición. Asumió una deuda de unos 170.000 euros y planteó un proyecto muy ambicioso para llevar al Manchego a 1ª Federación en dos años", señalan a este diario fuentes del entorno del club.

Cuando llegó Jon Erice se hablaba incluso de construir un estadio propiedad del club para no depender del Ayuntamiento de Ciudad Real, dueño del Estadio rey Juan Carlos I donde disputa sus choques como local el Manchego propio.

La ola de euforia del Manchego salpicó a jugadores como Óscar Trejo, capitán del Rayo Vallecano, o el exfutbolista Emiliano Armenteros, que ha desarrollado gran parte de su carrera en la máxima categoría del fútbol español. "Trejo y Armenteros son amigos de Matías y les trajeron para poner al club en el foco y atraer a inversores. Se les anunció como accionistas del club, pero creo que eso no llegó a pasar y simplemente les querían seducir como futuros inversores y para aumentar el efecto llamada. Fue una buena idea que no funcionó", indican la fuentes cercanas al Manchego.

La temporada 22/23 se cerró con el ascenso a 2ª Federación y el éxito mantuvo al alza las aspiraciones del Manchego. El estado de ánimo en Ciudad Real ahora es totalmente distinto. Los empleados del club no ingresan sus nóminas desde septiembre y el ambiente de confianza y crecimiento de los dos primeros años con Bedoya al mando se tambalea.

Yo he vivido situaciones de impagos en clubes. El concurso de acreedores del Cádiz me pilló jugando allí, pero no tiene nada que ver porque es un club con una masa social muy importante. "Yo no tengo ni idea de las cuentas del club. Es raro que no haya dinero en septiembre porque estas cosas suelen ocurrir a final de temporada, pero yo de los números no tengo ni idea", comenta Erice, que ha vivido situaciones "de todos los colores en el fútbol".

Erice era parte de la plantilla del Cádiz cuando el histórico club entró en concurso de acreedores en 2010: "No tiene nada que ver porque es un club con una masa social muy importante. Mi experiencia en estos asuntos me dice que cuando ocurre algo así, la gente de la ciudad, empresarios, grandes compañías y multinacionales afincadas en la zona son los que pueden ayudar. Es difícil ir a buscar fuera salvo que seas un club grande o histórico dentro de España", como un Cádiz o un Oviedo, que enseguida despiertan interés", explica el entrenador y 'Robin Hood' del Manchego.

La deuda de Bedoya con Hacienda

El empresario malegueño Juan José Bedoya Santana "llegó, salvó al Manchego y lo puso en el escaparate para llegar a categorías muy importantes", explican desde Ciudad Real.

Según apuntan las fuentes, los contratos de la etapa Bedoya son muy buenos para la categoría. "Paga bien, Hay futbolistas que no se han ido a 1ª Federación por las condiciones que tienen aquí. Por eso también nos ha sorprendido a todos, porque en muy poco tiempo ha cambiado todo. La sensación es que al final nadie sabe la verdad ni la historia de Bedoya", trasladan desde el entorno del CD Manchego.

Las mismas fuentes que ahora dudan de Bedoya alaban su labor y sus formas con la gente del club: "Todo el mundo del fútbol de Ciudad Real está muy agradecido pese a lo que pasa ahora. Sin él, el CD Manchego habría desaparecido y fue capaz de pagar la deuda y poner al equipo en condiciones de volver a competir".

La gente del Manchego cree que Bedoya "ha sido sincero y siempre ha dado la cara". Cuando comenzaron los impagos "dijo que tenía un problemilla con Hacienda que se iba a solucionar pronto. Si todo iba genial, uno de repente no se queda sin dinero. Lo que se cree es que a lo mejor se ha cansado de invertir en el club o que esa cuestión con Hacienda le tenga bloqueado".

Tal y como ha comprobado El Independiente con los datos consultados Insight View, Juan José Bedoya Santana consta como administrador de tres empresas: GESTION DE ESTABLECIMIENTOS ALIMENTICIOS SL, MANANTIALES SOLIDARIOS DE AGUA MINERAL SL y RES NB 201417 SL.

La mercantil RES NB 201417 SL, propiedad de Bedoya, se hizo con la gestión del club en 2021 y, según Insight View, cuenta con una incidencia judicial por una deuda tributaria notificada por Hacienda en enero de 2023, por lo que hasta que no solucione esa deuda no podrá destinar recursos para satisfacer al resto de acreedores.

El CD Manchego ingresará a finales de enero 29.750 euros procedentes de la Real Federación Española de Fútbol (RFEF) al ser equipo de 2ª Federación que jugó la primera eliminatoria de Copa del Rey en su campo. Además, tal y como ha informado la entidad en sus redes sociales, el resto de cantidades que subvenciona la RFEF (tras su justificación por parte de los clubes) por diferentes conceptos de ayuda que ha correspondido al CD Manchego es de 123.000 euros, que se abona en cuatro veces a lo largo de la temporada. De esta manera, el CD Manchego tiene pendiente de cobro 152.750 euros en subvenciones de la RFEF.

"La gente agradece a Bedoya lo que ha hecho por el CD Manchego y a día de hoy se sigue confiando en él. Bedoya ha sido sincero desde el primer momento pero no puede mover ni un euro. A lo mejor la solución es que llegue alguien y compre el club y se haga cargo de la situación porque si los empleados tienen que esperar a que resuelva sus deudas para luego recibir su dinero...", lamentan desde Ciudad Real.

Mientras la coyuntura económica de Bedoya se aclara, Erice se agarra a sus jugadores y la afición, aunque reconoce que para que el proyecto deportivo sea sostenible tiene que ir ligado a la estabilidad económica.

"Tengo mucha suerte. No sé si es por el trabajo conjunto de cuerpo técnico y jugadores o por qué ellos tienen ese carácter y esas ganas. Hemos tenido cero problemas en el día a día y es extraño. Yo he estado en otras situaciones delicadas en vestuarios y estas cosas al final salen a la luz. Aquí no ha habido ningún conflicto en el apartado deportivo y facilita mi vida como entrenador. Estoy orgullosísimo del grupo", concluye Erice, que recalca que todavía confía en Bedoya y que hará lo que esté en su mano "para traer ese respaldo que salve a la gente del Manchego".

Todas las claves de la actualidad y últimas horas, en el canal de WhatsApp de El Independiente. Únete aquí

Te puede interesar