Deportes | Fútbol

Mundial de Fútbol femenino

La madre de Jenni Hermoso se pronuncia sobre el beso Rubiales

La madre de Jenni Hermoso fue preguntada por el beso que Luis Rubiales, presidente de la RFEF, propinó a su hija

Jenni Hermoso

Jenni Hermoso con España Europa Press

En la misma línea que Jenni Hermoso, su madre no quiere que se hable de otra cosa que de la gesta lograda por la Selección, que se ha proclamado por primera vez campeona del mundo. El presidente de la RFEF Luis Rubiales, por su parte, pidió perdón públicamente a la futbolista por su beso en la celebración.

Cuestionada por el beso en La 1, Marisol Fuentes, madre de Jenni Hermoso, señaló: «Hay que mirar que son campeonas del mundo, lo demás no tiene importancia».

Jenni Hermoso y el beso de Rubiales

Anteriormente, tras la polémica generada por el beso, Jenni Hermoso comentó en declaraciones facilitadas por la Real Federación Española de Fútbol (RFEF): «Ha sido un gesto mutuo totalmente espontáneo por la alegría inmensa que da ganar un Mundial. El presi y yo tenemos una gran relación, su comportamiento con todas nosotras ha sido de diez y fue un gesto natural de cariño y agradecimiento».

«No se puede dar más vueltas a un gesto de amistad y gratitud, hemos ganado un Mundial y no vamos a desviarnos de lo importante», agregó.

La disculpa de Rubiales

El presidente de la Real Federación Española de Fútbol, Luis Rubiales, reconoció este lunes que «seguramente» se equivocó al besar a la jugadora Jenni Hermoso en la entrega de medallas de campeonas del mundo, «un momento de máxima efusividad» y «sin ninguna mala fe», aunque insistió en que debe «aprender y entender que cuando uno es presidente tiene que tener más cuidado».

«Estamos ante un hecho histórico, uno de los días más felices del fútbol español. Campeones del mundo, una barbaridad. Para esto llevamos trabajando mucho tiempo y nos sentimos orgullosos. Pero también hay un hecho que tengo que lamentar y es todo lo que ha ocurrido entre una jugadora y yo con una magnífica relación entre ambos y donde seguramente me he equivocado», arrancó Luis Rubiales en un vídeo difundido por la RFEF.

El mandatario explicó que «en un momento de máxima efusividad» y «sin ninguna mala intención ni mala fe» besó a la futbolista en los labios «de manera muy espontánea». «Aquí lo veíamos algo natural, normal, pero fuera parece que se ha formado un revuelo», admitió.

«Hay gente que se ha sentido por esto dañada, tengo que disculparme, no queda otra. Y además aprender de esto y entender que cuando uno es presidente de una institución tan importante como la Federación, pues tiene que, sobre todo en ceremonias y en este tipo de cuestiones, tener más cuidado», manifestó Luis Rubiales.

Además, el presidente de la RFEF valoró sus declaraciones después de la entrega de medallas y el trofeo a distintos medios, en la que calificó de «gilipollez» o «idiotez» el episodio. «Aquí dentro nadie le daba la más mínima importancia. Pero fuera sí que se lo han dado. También quiero disculparme ante esas personas, porque entiendo que si desde fuera se ha visto de otra manera, seguramente tendrán sus motivos», se disculpó.

«Y por último, estoy apenado, porque ante el mayor éxito de nuestra historia en el fútbol femenino y uno de los mayores en general, esto haya empañado en cierto modo la celebración. Yo creo que hay que darles el mérito a estas mujeres, al equipo liderado por Jorge Vilda, y esto se tiene que celebrar por todo lo alto», concluyó.

Todas las claves de la actualidad y últimas horas, en el canal de WhatsApp de El Independiente. Únete aquí

Te puede interesar