El secreto de Telepizza podría estar en los postres. La compañía líder del mercado de venta de pizzas en España, con una cuota del 53%, está adoptando un nuevo enfoque en su oferta culinaria, en la que prevé dar un peso cada vez mayor a los productos dulces.

En este sentido, el reciente lanzamiento de la pizza Kit-Kat representa tan sólo la punta de lanza de la nueva estrategia de Telepizza. «Ha sido el primer producto de una gama de postres que queremos lanzar, que en España no había», ha afirmado el consejero delegado y presidente del grupo, Pablo Juantegui. En su opinión, la pizza Kit-Kat ha supuesto un éxito, tras duplicar las previsiones de ventas, por lo que «se va a quedar y será el primer postre del grupo».

La apuesta de Telepizza por los postres se encuadra en su propósito de fomentar una innovación continua, algo que Juantegui califica de «fundamental» para llevar a cabo con éxito su estrategia de crecimiento en España. En este sentido, la compañía tiene previsto invertir 30 millones de euros en 2017 en la apertura de entre 60 y 80 nuevas tiendas, en remodelaciones de locales y en la digitalización con el lanzamiento de la nueva aplicación.

«El mercado español es muy competitivo y en España sigue habiendo una oportunidad enorme. En los centros comerciales apenas tenemos presencia y creemos que podríamos estar en unos 100, y también con las mini tiendas, locales que están en poblaciones de 30.000 habitantes», ha explicado Juantegui. No obstante, el máximo dirigente de la compañía ha subrayado que el foco de Telepizza sigue estando en el reparto a domicilio.

Esta apuesta por la innovación y el crecimiento llega a Telepizza en un momento crucial, una vez que la compañía ha publica en 2016 un beneficio de 10,7 millones de euros, frente a las pérdidas de 1,1 millones de euros del ejercicio anterior.

Fruto de esta mejora de las cuentas, el grupo ha manifestado su intención de repartir dividendo con cargo a los resultados de 2017. La dirección de la compañía ha establecido un rango de pay out (porcentaje del beneficio que se destina a remunerar al accionista) de entre el 15% y el 20%, con la intención de ir incrementándolo en años posteriores.

Evolución dispar en bolsa

Las cuentas de Telepizza eran recibidas este martes en bolsa con frialdad, con la cotización de la compañía estancada en torno a los 5 euros. Con todo, los expertos observan razones para confiar en que la compañía pueda estirar la buena marcha de los últimos meses y seguir enjugando las pérdidas acumuladas desde su estreno en el parqué.

Las acciones de Telepizza acumulan una subida superior al 26% desde el pasado 29 de septiembre. Esta remontada no evita, no obstante, que el saldo de su andadura bursátil -reiniciada hace 11 meses, tras nueve años lejos del parqué- sea aún claramente negativo: tras protagonizar el peor estreno de la historia de la bolsa española, arrastra aún pérdidas de más del 35%.

No obstante, la huella de este negativo desempeño podría evaporarse en cuestión de meses. Al menos así lo sostienen los analistas de UBS, una de las firmas más optimistas con las perspectivas del fabricante de pizzas. Le otorgan un precio objetivo de 8,2 euros, lo que implica un potencial alcista del 63% y significaría superar los precios de su estreno en bolsa (7,75 euros), algo que no ha logrado desde su debut.

La firma helvética resalta el crecimiento del negocio en España, tras el estancamiento evidenciado en los trimestre previos. «Esto debe suponer un alivio», indican. Mientras, el negocio internacional de Telepizza, que representa un 35% del total del grupo, mantuvo unas sólidas tasas de crecimiento, en el entorno del 7%. La compañía pizzera está presente en una veintena de países, a los que sumó recientemente Suiza, donde acaba de entrar tras adquirir la marca Pizza Blitz.

En Bankinter también observan con buenos ojos las cuentas de Telepizza. «Deja atrás un periodo penalizado por los elevados costes de la salida a bolsa. Este efecto queda bastante diluido en 2016. De manera que podría comenzar a ganar visibilidad en 2017», apuntan. Los analistas de la entidad considera, además, «muy positivo» el anuncio de que pagará dividendo con cargo al presente ejercicio.