Economía

El 73% de empresas catalanas de turismo sufre una caída de beneficios en lo que va de año

Turistas de visita en Barcelona.

Turistas de visita en Barcelona. europa press

La recuperación del turismo en Cataluña durante los primeros meses del año se ha visto de nuevo afectada «por los nuevos brotes de inestabilidad política» registrados en marzo que podrían dejarse sentir de forma negativa en los próximos meses, especialmente en la temporada de verano, según el balance del primer trimestre realizado hoy por la Alianza para la Excelencia Turística, Exceltur.

«Los ingresos turísticos de Barcelona mejoraron en los dos primeros meses del año pero en marzo ha habido nuevos brotes de inestabilidad y eso se ha notado», explicó el director de estudios de Exceltur, Oscar Perelli. Exceltur, ‘lobby’ turístico que agrupa a las principales empresas del sector, asegura que el 73% de las empresas catalanas tuvo en este primer trimestre del año peores resultados que en el mismo periodo de 2017, según una encuesta realizada por la propia organización. Y en Semana Santa el 80% de las empresas también detectaron un peor balance que el pasado año.

Así la recuperación de la confianza empresarial y la actividad turística en Barcelona sigue siendo lenta. Así el 67,4% de sus establecimientos turísticos registraron resultados empresariales por debajo de los niveles de los del año 2017, lo que supuso una casi congelación de los niveles de ingreso por habitación (RevPar) en Barcelona en los dos primeros meses del año (0,7%), con caídas en los hoteles de mayor categoría (4 y 5 estrellas)

Para el vicepresidente ejecutivo de Exceltur, José Luis Zoreda, este descenso del turismo también ha venido provocado por la mala gestión que se está realizando en Barcelona de las viviendas de uso turístico, ya que se está «penalizando a los establecimientos hoteleros con moratorias» y a eso se le une la expulsión del residente tradicional del centro de la capital.

Recuperación, sólo con tranquilidad

No obstante, Exceltur asegura que en el caso de que la inestabilidad se mantenga más controlada y no haya protestas en las calles se podría registrar una cierta recuperación económica. De hecho, según las perspectivas de la organización el nivel de confianza empresarial en Cataluña se ha recuperado notablemente en el mes de abril.

Las expectativas de gran parte de los empresarios turísticos catalanes (37,5%) apuntan a repetir a los niveles de rentabilidad de 2017, incluso un 23,6% espera mejorarlos. No obstante, los gestores de establecimientos hoteleros que operan en Barcelona siguen mostrándose cautelosos y el 52,9% descuentan caídas, en su mayoría leves, de sus resultados empresariales para el segundo trimestre del año.

Comentar ()