La receta del nuevo Gobierno de España para sufragar la factura de las pensiones pasa por la creación de nuevos impuestos. Así lo ha reafirmado este miércoles la ministra de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social, Magdalena Valerio, en un acto celebrado en Palma de Mallorca.

Valerio ha insistido en la necesidad de decidir “cuanto antes” la implantación nuevos impuestos, ya que “solo con cotizaciones no podemos pagar las prestaciones contributivas”, por lo que “tenemos que ir a completar con impuestos, guste o no guste”. La responsable de la Seguridad Social ha observado que el anterior Ejecutivo se apoyó en la llamada “hucha” de las pensiones para hacer frente al pago de las prestaciones sociales en un momento en que las cotizaciones cayeron a causa de la crisis, pero ese fondo ya no es suficiente, por lo que el Gobierno ha tenido que recurrir a préstamos.

Además, ha señalado, “el PP mantenía la tesis de que con 20 millones de trabajadores se iba a resolver el problema de la Seguridad Social”, pero ahora que se han alcanzado los 19 millones de empleados las cotizaciones siguen sin cubrir las prestaciones contributivas, en parte porque la reforma laboral redujo la base de cotización mientras el montante total de las pensiones se ha incrementado.

Teniendo en cuenta eso, Valerio considera indispensable incrementar los ingresos estatales, ya sea a través de nuevos impuestos finalistas o con la ampliación de tributos ya existentes, aprovechando que la Ley de Seguridad Social permite cubrir el pago de las pensiones, además de mediante cotizaciones, con cargo a los Presupuestos del Estado.

Valerio advierte de que con 19 millones de cotizantes se siguen sin cubrir las prestaciones contributivas

La ministra ha señalado que la necesidad de impuestos para hacer frente a las pensiones es una idea en la que coinciden PSOE y PP, que han planteado recientemente la implantación de figuras tributarias como la tasa a los bancos y la llamada “tasa Google”, respectivamente. En su opinión, la redefinición de las fuentes de ingreso de la Tesorería de la Seguridad Social tiene que surgir del diálogo entre Gobierno, partidos, sindicatos y patronales en el marco de la Mesa de Diálogo Social y el Pacto de Toledo.

No obstante, Valerio ha indicado que el aumento de los impuestos no es la única vía para garantizar la continuidad del sistema de pensiones, ya que las cotizaciones aumentarán con el incremento del empleo estable, con la persecución del fraude en la contratación y con la mejora de los salarios, medidas todas que impulsará desde el ministerio.

La titular de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social, que ha ratificado en Palma el Plan Contra la Precariedad que impulsa en colaboración con su departamento el Govern balear, ha aludido también a su propósito de evaluar todas las medidas de fomento del empleo del Gobierno del PP, como el contrato de apoyo a emprendedores y el contrato de formación, que no han resultado efectivos. “Todo esto sale de los bolsillos de los contribuyentes”, ha remarcado.

Ha reiterado que, dados los equilibrios parlamentarios, no se plantea derogar la reforma laboral del PP sino modificar “los aspectos más dañinos”, como la falta de control de la subcontratación y la primacía de los convenios de empresa sobre los sectoriales.