Economía

La patronal de la banca andorrana: “Vamos por delante de España contra el blanqueo”

Esther Puigcercós, directora de la asociación de bancos del Principado, subraya que las entidades del país son más rentables que las españolas y no necesitan fusionarse

logo
La patronal de la banca andorrana: “Vamos por delante de España contra el blanqueo”
Esther Puigcercos, secretaria y directora general de Andorra Banking.

Esther Puigcercos, secretaria y directora general de Andorra Banking.

Resumen:

Andorra está realizando un gran esfuerzo por gritar al mundo que hace tiempo que dejó de ser un paraíso fiscal; que su sistema financiero, durante muchos años en el punto de mira de los reguladores, es tan transparente como el que más en Europa; y que sus bancos ya se han sacudido la opacidad del secreto bancario para colaborar abiertamente con las organizaciones internacionales.

Esther Puigcercós, directora general de Andorra Banking, la patronal de los bancos del Principado, lo tiene muy claro. “Somos un país tercero dentro de la Unión Europea, pero estamos situados entre España y Francia y nuestra voluntad es adaptarnos a la normativa europea en cualquier materia”, asegura.

Su determinación por adaptarse al marco europeo le ha permitido adelantar a España en la aplicación de normas relativas al lavado de dinero.

“Hemos transpuesto antes que España la cuarta directiva de prevención de la utilización del sistema financiero para el blanqueo de capitales o la financiación del terrorismo. Estamos en línea con estándares internacionales en este tema”, subraya la representante de los bancos andorranos.

Junto a ello, subraya la modificación del Código Penal del país para incluir, por primera vez en su historia, el delito fiscal como delito subyacente al blanqueo de capitales.

Andorra está realizando un gran esfuerzo por gritar al mundo que hace tiempo que dejó de ser un paraíso fiscal; que su sistema financiero, durante muchos años en el punto de mira de los reguladores, es tan transparente como el que más en Europa; y que sus bancos ya se han sacudido la opacidad del secreto bancario para colaborar abiertamente con las organizaciones internacionales.

Esther Puigcercós, directora general de Andorra Banking, la patronal de los bancos del Principado, lo tiene muy claro. “Somos un país tercero dentro de la Unión Europea, pero estamos situados entre España y Francia y nuestra voluntad es adaptarnos a la normativa europea en cualquier materia”, asegura. Uno de los pilares claves, reconoce, es la legislación que afecta a la banca, un sector que representa más del 20% del PIB del pequeño país transpirenaico.

El Código Penal incluye, por primera vez en su historia, el delito fiscal como delito subyacente al blanqueo de capitales”

“En 2009, el Principado comenzó a adaptar su legislación en materia fiscal y bancaria para asumir los estándares europeos. El proceso comenzó con la declaración de París, mediante la cual se comprometió a firmar acuerdos de fiscalidad con resto de países europeos. En 2016, podemos decir que culmina el proceso de transparencia, con un acuerdo de intercambio automático de información en materia fiscal de clientes con residencias en otras jurisdicciones”, explica.

Además, pese al estigma que todavía pesa sobre la región, Puigcercós recuerda que “desde 2010 Andorra no forma parte de la lista negra de la OCDE de paraísos fiscales”. Sí figura, no obstante, el lista gris, la watchlist, al estar bajo vigilancia por tener tres regímenes de sociedades que ya se han tramitado. “En la próxima actualización del documento, probablemente a finales de año, también salgamos del territorio gris, donde aparecen otros países como Suiza o Lichtenstein”, augura.

Desde 2010 no se nos considera paraíso fiscal y a finales de este año saldremos la la lista gris de países ‘bajo vigilancia'”

Su determinación por adaptarse al marco europeo le ha permitido adelantar a España en la aplicación de normas relativas al lavado de dinero. “Hemos transpuesto antes que España la cuarta directiva de prevención de la utilización del sistema financiero para el blanqueo de capitales o la financiación del terrorismo. Estamos en línea con estándares internacionales en este tema”, subraya la representante de los bancos andorranos.  Junto a ello, subraya la modificación del Código Penal del país para incluir, por primera vez en su historia, el delito fiscal como delito subyacente al blanqueo de capitales.

Añade, además, que el Principado de Andorra se somete de manera periódica y aprueba con éxito las evaluaciones del Consejo de Europa, realizadas por el Comité de expertos en esta materia (Moneyval).

Pese a la crisis económica y reputacional por la caída de BPA, el negocio de los bancos andorranos está creciendo”

Puigcercós se muestra optimista con el futuro de los bancos andorranos y, pese a que muchas voces del entorno financiero advierten de la necesidad de integraciones en un entorno cada vez más competitivo, la directiva asegura que las entidades son “solventes, rentables y viables” sin necesidad de protagonizar movimientos corporativos. Al cierre de 2017, la ratio de solvencia de los cinco bancos fue del 21,74% y el de liquidez fue del 65,3%.

“Hace tiempo que se rumorean posibles fusiones, pero la realidad es que somos cinco bancos desde hace ocho años, que destacan por su solvencia y rentabilidad, con un ROE medio del 9,8%, muy superior al de la banca europea del 6,1% y española, del 6,1%. Los accionistas son los que tienen que decidir qué quieren hacer, pero cada banco, por su cuenta, es viable”, asegura.

Además, señala que, pese a los convulsos últimos años, el volumen de activos gestionado por el sector está aumentando. “Hemos dejado atrás la crisis económica, la crisis reputacional que desató BPA y estamos inmersos en una crisis de cambio de modelo de negocio. Aun así, el volumen de activos ha crecido un 1,5% en el último año hasta 46.000 millones”.  Indica que “el 50% de los recursos se gestionan en el exterior”.

BPA, la primera entidad en resolución de Europa

En pleno debate sobre cómo se implementó la resolución del banco Popular, Puigcercós reivindica que Andorra fue el primer país que aplicó la directiva europea que regula el proceso bail in, cuyo objetivo es que sean los accionistas y no los ciudadanos los que paguen la factura de una resolución bancaria.

“El sistemas financiero es muy vulnerable al riesgo reputacional, que se dispara cuando en 2015 el FinCen de EEUU recomienda a los bancos internacionales no operarar con BPA. En tiempo récord, el Gobierno de Andorra, apenas tres semanas, adoptó la directiva europea de resolución. Articuló un banco bridge bank (banco puente) Vall Banc al que se traspasó los activos buenos. Y todos los depositantes recuperaron sus depósitos sin que los ciudadanos andorranos hayan tenido que pagar ninguna factura, a diferencia de lo que ha pasado en España”, sostiene.

A diferencia de lo que pasó en España, BPA se llevó a resolución sin pasar factura a los ciudadanos”

De cara al futuro, la representante de la asociación de bancos señala que ponen en foco, además de en la adaptación a toda la normativa bancaria europea, en la digitalización y adaptación a las necesidades del cliente.