Economía | Empresas

Fridman convence a los proveedores de Dia con un plan de colaboración a largo plazo

Pretende impulsar el comercio de alimentos frescos en paralelo al rediseño de la cadena de suministro y la reforma de las tiendas

logo
Fridman convence a los proveedores de Dia con un plan de colaboración a largo plazo
Fridman convence a los proveedores con un plan de colaboración a largo plazo,

Interior de un almacén del Grupo Dia.

Resumen:

El empresario ruso Mikhail Fridman gana apoyos en su batalla por hacerse con el control de Dia. Los proveedores de la cadena de supermercados parecen mostrarse más convencidos con la propuesta realizada por LetterOne, la sociedad de inversión del magnate ruso, que con la planteada por el consejo de administración de la compañía.

Según fuentes consultadas por Europa Press, la hoja de ruta diseñada por Fridman -máximo accionista de Dia con casi un 30% del capital- para la relación con los proveedores muestra “diferencias claras” con la realizada por el equipo que dirige Borja de la Cierva y “profundiza mucho más en la solución real”.

LetterOne se reunió la semana pasada con una treintena de proveedores para explicarles su plan

LetterOne, representada por Sergio Dias, exconsejero de Dia, se reunió la pasada semana con una treintena de proveedores de Dia para explicarles el contenido de su plan de futuro para la compañía si su OPA saliera adelante. En esa reunión, la sociedad habría transmitido a los proveedores su intención de implementar nuevas relaciones de colaboración para crear “asociaciones a largo plazo basadas en el crecimiento a largo plazo en lugar de los objetivos de margen a corto plazo en los que la compañía se ha centrado hasta ahora”.

Entre otras cuestiones, la sociedad del empresario ruso ha subrayado que su plan promoverá el desarrollo de categorías de alimentos frescos, al considerar que son “fuertes impulsores del tráfico” en las tiendas, al tiempo que contempla el rediseño de la cadena de suministro para generar una mayor eficiencia y aborda la renovación de las tiendas ante la creciente demanda de productos frescos para garantizar la temperatura óptima de almacenamiento.

Líder en alimentos frescos

LetterOne considera “firmemente” que una de las causas de la “reciente pérdida de cuota de mercado” ha sido el suministro y los productos no eficientes, según han indicado las mismas fuentes, que han incidido en que la sociedad de Fridman se compromete a hacer crecer la oferta comercial actual de Dia al convertirse en un “líder del mercado en alimentos frescos”.

Las mismas fuentes han resaltado que esta nueva oferta comercial, que solo será posible con el apoyo de los proveedores, se basará en la optimización de los formatos de la tienda “para mejorar las ventas y crear una verdadera lealtad del cliente”.

“El objetivo principal de L1 Retail es hacer que Dia sea más eficiente y se convierta en el segundo jugador fuerte en el mercado minorista español, teniendo siempre en cuenta a todos los accionistas de la empresa”, han afirmado desde LetterOne.

El reto de Fridman sigue siendo obtener el respaldo de accionistas y acreedores para aprobar su opa

En cualquier caso, el visto bueno de los proveedores al plan de Fridman resulta de poca ayuda ante el desafío que supone, en primer lugar, tomar el control de la compañía. El plan de “rescate” de Dia planteado por el inversor ruso se contrapone al propuesto por el consejo de administración y, en la próxima junta, prevista para el próximo 20 de marzo, los accionistas tendrán que pronunciarse sobre ambas.

Aunque la oposición de Fridman hace poco probable que el consejo de administración pueda sacar adelante su propuesta, consistente en una ampliación de capital por valor de 600 millones de euros como requisito previo para la refinanciación de las deudas, tampoco es seguro que el empresario ruso vaya a alcanzar los niveles de aceptación necesarios para llevar a término su OPA.

Además, en caso de lograrlo, a Fridman aún le quedaría lidiar con la banca acreedora, que ya ha dejado claro su rechazo a las intenciones de LetterOne de posponer el pago de la deuda hasta, al menos 2022, y amenaza incluso con convertir la deuda en acciones para tomar el control de la compañía.

En cualquier caso, la OPA de Dia en primer lugar tendrá que pasar el trámite de su aceptación por parte de la CNMV y no faltan quienes consideran que el supervisor podría echar atrás la jugada por la que LetterOne ha tratado de hacer pasar su oferta por voluntaria -si se considerara obligatoria tendría que pagar un precio muy superior a los 0,67 euros ofrecidos.