Economía

La CEOE recomienda a las empresas que negocien el registro horario

Antonio Garamendi, nuevo presidente de CEOE.

Antonio Garamendi, nuevo presidente de CEOE. EFE

La Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE) ha expresado la voluntad de las empresas de cumplir con la obligación que asumirán, desde el próximo domingo, de registrar diariamente la jornada de sus trabajadores, y ha recomendado a las compañías que negocien con los sindicatos y los trabajadores el sistema de registro a implantar, tal y como establece la nueva norma.

Fuentes de la patronal consultadas por Europa Press han subrayado que muchas empresas, sobre todo las grandes y medianas, ya tienen un registro horario instaurado desde hace tiempo pues les sirve, entre otros factores, para medir la productividad o la conciliación de sus plantillas.

Los mayores problemas, explica la CEOE, los podrían tener las microempresas o empresas muy pequeñas, donde estos registros no existen y donde tampoco hay representación sindical. Ahora bien, están igual de obligadas a implantar este registro, que deben negociar con los trabajadores. En el caso de que no haya acuerdo, la patronal recuerda que la obligación última es del empresario.

En todo caso, la organización que preside Antonio Garamendi recomienda a las empresas que documenten las negociaciones que lleven a cabo para cumplir con esta medida, dejando constancia por escrito de los que pasos que están dando.

Precisamente, el Ministerio de Trabajo ha indicado este jueves a Europa Press que la Inspección no multará inicialmente a las empresas que no tengan listo el registro horario a partir de su entrada en vigor, el próximo domingo, siempre y cuando demuestren que están negociando su implantación en la empresa.

La CEOE también ha indicado que, a la hora de negociar el registro horario, se debe tener en cuenta que ciertas modalidades o tipos de trabajo (comerciales que viajan de manera constante, teletrabajo, etc.) presentan dificultades para poder realizar un control horario.

Comentar ()