Erundino Alonso, Valentín Ferrero, Manuel Zapata y Alberto Sanfrutos, Los Lobos de ‘Boom’, ganarán este verano el bote más alto de la historia de la televisión española: 6.512.000 euros, tal y como ha adelantado el diario Marca. Tienen motivos para celebrar, prácticamente los mismos que Hacienda: las arcas del Estado ingresarán más de 3 millones de euros gracias a su éxito, mientras que los ganadores –incluyendo al fallecido José Pinto– se quedarán con los 3,4 millones restantes.

Para empezar, Antena 3 retendrá a los concursantes un 19% del premio a cuenta del impuesto de la renta. Es decir: 1.237.280 euros para empezar. Además, cada uno de ellos deberá tributar posteriormente en sus respectivas Comunidades Autónomas. Siempre dentro del tipo máximo, entre el 45% y el 52%, dadas las grandes cantidades involucradas.

Así, Erundino Alonso, residente en Guadalajara, tributará alrededor del 45% y se quedaría con 904.000 euros de su parte del premio, como ya calculó El Confidencial. De su parte, irán a parar a Hacienda 723.000 euros.

Con todo, Alonso será el mejor parado de todos sus compañeros. El zamorano Valentín Ferrero se quedará sólo con 857.000 euros y tributará casi 770.000, por encima del 47%. Más palo se llevará el navarro Manuel Zapata, que tributa en función de los tramos de la Comunidad Foral y cerca del 50%: se quedará 800.000 euros y tendrá que tributar casi 830.000.

Por último, Alberto Sanfrutos, que se unió al equipo tras la salida de José Pinto, ganará 1.154.000 euros. El de Úbeda tendrá que pagar un 48% de esa cantidad, por lo que ingresará 612.000 euros y pagará al Estado unos 542.000. José Pinto ya pagó la parte proporcional de sus impuestos cuando se fue del programa y retiró los cerca de 475.000 euros que le correspondían del premio.

«Es una ganancia patrimonial sin transmisión previa, así que va a la tarifa del contribuyente, como cualquier ingreso ordinario por trabajo», explican a El Independiente desde Hacienda. «Lo que sucede es que la retención que aplica la tele sí es del 19 por ciento. El resto lo paga el contribuyente al hacer la declaración», confirma el ministerio, el sexto y mayor premiado con el éxito de Los Lobos.