Economía

Yolanda Díaz se estrena en Trabajo apostando por derogar la reforma laboral

La nueva ministra de Trabajo y Economía Social, Yolanda Díaz EFE

La nueva ministra de Trabajo y Economía Social, Yolanda Díaz, ha situado la lucha contra la precariedad laboral como el principal objetivo de su Departamento en esta legislatura, por lo que ha apostado claramente por derogar la reforma laboral de 2012.

Así lo ha señalado la nueva ministra durante el acto de toma de posesión de la cartera de Trabajo y Economía Social, que ha recibido de manos de Magdalena Valerio, «su ministra preferida» en palabras de la propia Díaz. Ante los principales dirigentes empresariales y sindicales, la ministra ha hecho un claro guiño al diálogo social al asegurar que será «la base de la acción del Ministerio».

Díaz ha arrancado su discurso denunciando la muerte de un extrabajador de Metro de Madrid por exposición al amianto y, precisamente, ha indicado que combatir los accidentes y enfermedades laborales también será una prioridad de su Ministerio.

La ministra, que ha señalado que viene «con fuerza y con la fuerza de la calle», ha hecho suyas las palabras de Valerio acerca de que el Ministerio de Trabajo es «el ministerio de las personas». «Detrás de los números hay personas. La gente, primero», ha enfatizado.

En este sentido, ha subrayado que combatir la precariedad será su principal objetivo y que, de hecho, debería ser el principal objetivo del país. Así, tras señalar que debe derogarse la reforma laboral, Díaz ha apostado por «el trabajo, pero con derechos».

«Frente a la precariedad, trabajo decente; frente a los bajos ingresos, salarios que permitan vivir en dignidad», ha apuntado Díaz, que también ha abogado por combatir la discriminación mediante una igualdad «efectiva y real» y por ayudar a los autónomos y a la economía social.

«Con la mayoría trabajadora»

La nueva ministra ha hecho mención al ejemplo de «dignidad, perseverancia y compañerismo» que ha supuesto su padre (sindicalista de CCOO) y otras personas de su generación, como Ignacio Fernández Toxo, exdirigente de este mismo sindicato que ha acudido a la toma de posesión de Díaz.

«Han sido un ejemplo de lucha. Siempre están con la mayoría trabajadora y espero estar a su altura», ha dicho la titular de Trabajo, que ha finalizado su discurso dando las gracias al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y a vicepresidente segundo, Pablo Iglesias, por su «confianza y audacia» en la formación de un Gobierno plural y de progreso.

Díaz ha tomado posesión de su cartera al mismo tiempo que José Luis Escrivá, que ha recibido también de manos de Magdalena Valerio la cartera de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, al haberse separado en dos el Ministerio que en la anterior legislatura dirigía Valerio. Ésta, bastante emocionada, ha bromeado con esta división y ha señalado que, en vez de uno, en esta legislatura habrá «dos ministerios de las personas».

Valerio, que ha agradecido especialmente la colaboración de los agentes sociales durante su etapa como ministra, ha destacado de Escrivá su «profunda experiencia y especial sensibilidad para las cuestiones sociales más cadentes» y de Díaz, su «energía, entusiasmo y conocimiento».

A la toma de posesión de ambos ministros han asistido, entre otros, la vicepresidenta tercera del Gobierno y ministra de Asuntos Económicos y Transformación Digital, Nadia Calviño; la ministra de Educación y Formación Profesional, Isabel Celaá; la ministra de Industria, Comercio y Turismo, Reyes Maroto; el exministro de Trabajo socialista Valeriano Gómez, y el secretario de Estado de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, Pedro Saura.

También estaban presentes los presidentes de CEOE y Cepyme, Antonio Garamendi y Gerardo Cuerva; los secretarios generales de CCOO y UGT, Unai Sordo y Pepe Álvarez; el director de la oficina de la OIT en España, Joaquín Nieto, y el nuevo secretario de Estado de Empleo, Joaquín Pérez Rey, cuyo nombramiento se aprobará mañana en el primer Consejo de Ministros del nuevo Gobierno.

Comentar ()