Economía | Transporte

Verano récord para las autocaravanas: las ventas se disparan un 44,8%

El sector ha tenido un 40 % de clientes nacionales nuevos que nunca antes habían tenido contacto con esta forma de viajar

El sector de las autocaravanas ha sido uno de los supervivientes del verano marcado por el coronavirus. Gracias a las cifras récord de los meses estivales salvará el año. “Lo que ha pasado con el confinamiento es que toda la demanda se ha concentrado en los meses de verano”, explica a EFE el presidente de la Asociación de la Industria y Comercio del Caravaning (Aseicar), José Manuel Jurado.

Según los datos de esta patronal, sólo en los meses de julio y agosto, entre autocaravanas, caravanas y «campers», se matricularon 2.924 nuevos vehículos. Este dato representa un crecimiento del 44,8 % respecto a los números registrados en 2019, en el que se contabilizaron 2.020 matriculaciones. Si se toman en cuenta los datos de junio, las matriculaciones crecen hasta las 4.417 matriculaciones, casi 1.200 más que un año antes.

Ante un verano anómalo debido a la pandemia, Jurado da las claves del éxito veraniego de las autocaravanas: seguridad y libertad. Las dos fortalezas que han hecho crecer la demanda en estos meses. Según Jurado, muchas familias han elegido esta forma para pasar sus vacaciones porque les ha permitido “establecer las medidas de seguridad necesarias”. “Al final, en una autocaravana puedes limitar la distancia de seguridad y el contacto social, además de usar tu propia vajilla, sábanas, etc.”, aseguran desde Aseicar.

Un 40 % de nuevos clientes

En un sector que depende en una parte importante de la presencia de turistas extranjeros de países en los que está muy arraigada esta forma de viajar, los que han salvado el verano han sido los clientes nacionales noveles. El sector ha tenido un 40 % de clientes nacionales nuevos que nunca antes habían tenido contacto con esta forma de viajar.

En cuanto a la demanda, como en años anteriores todos los vehículos que estaban disponibles para alquilar se han reservado, e incluso en algunas comunidades como País Vasco y Cataluña se ha aumentado la flota. Jurado cree que este tipo de turistas primerizos ha venido para quedarse, ya que “una vez descubres esta forma de viajar, es difícil bajarse de su afición”.

“Libertad y naturaleza sin prisas y horarios, ¿no son las vacaciones soñadas para cualquiera?” se pregunta el presidente de Aseicar. Todo ello pese a que los sitios autorizados para pernoctar en España son, según el sector, «insuficientes a todas luces». A día de hoy, en España hay 1.100 áreas con 8.000 plazas para autocaravanas, mientras que en otros países como Francia cuentan con más de 6.000 zonas para estos vehículos.

Caso aparte es la situación en los cámpines, que ofrecen 80.000 parcelas para autocaravanas, los que supone el 70 % de sus clientes. Según la Federación Española de Campings (FEEC), que habla de una ocupación veraniega del 65 % (por el 80 % que hubo en 2019), han registrado este verano «datos novedosos como la pernoctación de «miles de autocaravanistas».

Un futuro incierto pero alentador

Pese a los datos positivos de la estación veraniega, el primer semestre del año se cerró con 1.800 vehículos de nueva matriculación menos que en 2019. Sin ir más lejos, mayo, el último mes en el que estuvo vigente el estado de alarma en su totalidad, sufrió un descenso interanual del 62,9 %, pasando de 1.231 matriculaciones a 457. Si se observan los datos totales hasta el 31 de agosto, se han matriculado casi 1.000 autocaravanas y «campers» menos que en 2019.

El sector confía en seguir creciendo como lleva haciéndolo durante los últimos tres años pese al horizonte económico de incertidumbre. “El verano que viene, si todo vuelve a la normalidad, esperamos tener al 40 % de novatos de este año, más el 40 % de novatos de 2021, más los extranjeros que vuelvan a nuestro país, etc.”, vaticina Jurado.

Comentar ()