Economía | Empresas

El ahorro en el precio de la luz por el tope del gas será la mitad del que anunció el Gobierno

Precio de la electricidad en una factura

Una factura de electricidad. Europa Press

La rebaja en la factura de la luz será finalmente de “entre el 15% y el 20%”. Así lo confirmó durante la rueda de prensa que ofreció la ministra de Transición Ecológica y vicepresidenta segunda del Gobierno, Teresa Ribera.

Esta cifra significa darle un mordisco de casi la mitad si se compara con las previsiones que tenía el Gobierno en un principio. El equipo de Transición Energética calculó que el ahorro sería de entre un 30% y un 40%, pero finalmente será la mitad. Fuentes ministeriales indican que esta nueva cifra se debe a que se beneficiarán más clientes eléctricos.

En un primer momento, se contabilizaban a los clientes que estaban acogidos a la tarifa regulada por el Gobierno y aquellos usuarios que tenían la tarifa libre ya contratada. Pero en la última versión remitida a Bruselas se integrarán a aquellos contratos de tarifa libre que se firmen durante los próximos doce meses. Es decir, que aquellas personas que firmen un nuevo acuerdo con la comercializadora durante el período que esté vigente el acuerdo se beneficiarán de las medidas.

Con todo, la ministra Teresa Ribera mostró su felicidad porque “por fin” se podrá solucionar “uno de los grandes problemas” que ha tenido el sistema energético en nuestro país. La ministra estaba esperando desde hace varias semanas la confirmación de Bruselas para poder implementar el tope del gas en el sistema eléctrico, pero la Comisión Europea ha demorado su decisión.

Para explicar este retraso, Ribera argumentó que las “trabas burocráticas” jugaron en contra de los intereses de España y Portugal. La vicepresidenta del Gobierno dijo que se han producido “festividades en Bruselas” que han dificultado la tramitación. Por último, la titular de la cartera energética matizó que nuestro país vecino emitió un dossier menos específico y que tuvo que reescribir ciertos aspectos para que la Comisión Europea diera el plácet a la ‘excepción ibérica’.

Según Bruselas, esta medida tendrá un impacto de unos 8.400 millones de euros que irán directas a rebajar las facturas de los consumidores portugueses y españoles. Del total, la CE estima que el tope del gas recogerá un valor de 6.300 millones de euros mientras que a Portugal lo estima en 2.100 millones de euros. El Ministerio de Transición Ecológica prevé que con esta medida se produzca un ahorro de hasta el 40% en el recibo.

Ribera, que reconoció que la aprobación final ha resultado un ejercicio «complicado y técnicamente difícil», valoró que la decisión formalmente adoptada por la Comisión Europea respalda «sin ningún tipo de cambio lo publicado en el Real Decreto-Ley». En este sentido, la ministra presión al Partido Popular para que sea convalidado este jueves en el Congreso de los Diputados. “El PP no ha aclarado si dará el apoyo al Gobierno porque decían que no contaba con el beneplácito de Bruselas, pero ahora ya lo tiene. Ya no tienen excusas”, dijo.

1 y 4 euros de recargo

Cabe recordar en este sentido, que el tope del gas no saldrá gratis y que será la demanda nacional e internacional la que pague el sobrecoste. La Comisión Europea aseguró en el comunicado emitido que se sufragará a través de las denominadas «rentas de congestión» (es decir, las rentas obtenidas por el gestor de la red de transporte español como resultado del comercio transfronterizo de electricidad entre Francia y España), y una cuota impuesta por España y Portugal a los compradores que se beneficien de la medida.

El sector energético español prevé que esta medida tendrá un impacto en el usuario de entre un euro y cuatro euros, que deberá ser retribuido en la factura eléctrica mensual.

Te puede interesar

Comentar ()