Felipe Sicilia (Lopera, Jaén, 1979) acaba de cerrar la comisión Kitchen, que comenzó en calidad de portavoz adjunto del Grupo Socialista y ha terminado como portavoz de la ejecutiva federal del PSOE. No duda en afirmar que «Rajoy mintió» en sede parlamentaria, aunque admite que «de Villarejo, me creo poco».

Además, a pocas horas de la reunión en el Senado de la 19 Conferencia de Presidentes, replica a algunos barones autonómicos, fundamentalmente del PP, que si se ha llegado tarde en la lucha contra la sexta ola del Covid «será porque las comunidades, que son las que tienen la potestad para tomar las medidas, no las han adoptado». Y sobre el escenario electoral que se abre en Castila y León no sólo arremete contra el PP, sino que dice de Ciduadanos que «sólo ha servido para mantener a la derecha más casposa de nuestro país«.

Pregunta. -¿Por qué no ha habido conclusiones conjuntas con Unidas Podemos sobre la Kitchen?

Respuesta. -Es normal que cada grupo pueda sacar unas conclusiones que quiera ejemplificar y registrar como grupo propio y que algunos hayan podido coincidir hasta el punto de hacerlas conjuntas. Nosotros hemos estado hablando con Podemos así como con otros grupos en torno a estas conclusiones porque había muchos aspectos en los que coincidimos. Hay puntos coincidentes y sólo varía la forma de expresarlo, pero en lo fundamental no hay ninguna discrepancia. Ha habido una comunicación fluida y muy constante y por eso habrá conclusiones comunes.

P. -¿Ha cambiado algo la comisión de investigación respecto a las que podrían haber sido sus conclusiones hace 9 meses?

Yo de Villarejo me creo poco porque somos conscientes de que usa sus grabaciones como le conviene a su defensa»

R. -Por lo pronto, creo que esta comisión marca un punto de inflexión. La sociedad en general entendía que una comisión servía para la confrontación política. Y sin embargo, creo que ésta ha demostrado que, más allá del intercambio de pareceres políticos y que pudiera haber rifirrafes en algún momento, que ciertamente los ha habido, ha servido para dejar claro que hemos conseguido datos que no se conocían. Una comparecencia motivó que volviera a ser llamado a declarar el secretario de Estado de Seguridad. La comisión ha sido útil. También han quedado manifiestamente claras algunas cuestiones como el uso totalmente fraudulento e irregular de los fondos reservados. El propio ex ministro del Interior (Jorge Fernández Díaz) señaló a quienes eran sus jefes. Vino a decir qué que interés iba a tener él en montar la Kitchen si no estaba en los papeles de Bárcenas.

P. -Ustedes apuntan a Mariano Rajoy y a María Dolores de Cospedal. ¿En qué medida enmiendan a la justicia?

R. -No, no emendamos la plana. Nosotros sacamos conclusiones políticas, porque la comisión no es un juicio, no hacemos una sentencia ni declaramos culpable a nadie. Todos sabemos cómo funciona un partido y a muchos nos resulta increíble que Cospedal se reuniera varias veces en la sede de Génova para hablar de temas que afectaban al PP con una de las piezas angulares de la trama Kitchen y su jefe no supiera nada. Es chocante que la dos del partido trate estos temas, lo haga a hurtadillas y no se lo cuente a su jefe.

P. -¿Creyó a Rajoy cuando dijo no haber tenido contactos con Villarejo?

Rajoy puede dar esa imagen de socarrón, bondadoso, de estar solo en lo importante, pero lo cierto es que está en todo

R. -Yo de Villarejo me creo poco porque somos conscientes de que ha ido usando sus grabaciones en función de cómo a él le ha convenido para su defensa. Pero bien es cierto que más allá de que lo creamos poco hay hechos que son evidentes, irrefutables, que se reunió con Cospedal; que el marido de Cospedal tenía una buena relación con Villarejo y que Cospedal era persona de confianza de Rajoy. Cuanto menos Rajoy debía de conocer qué se estaba tramando con Villarejo. Rajoy mintió en la comisión, pero no es de extrañar que lo hiciera ahí porque ya lo hizo en la Audiencia Nacional. Rajoy puede dar esa imagen de socarrón, bondadoso, de estar solo en lo importante, pero lo único cierto es que está en todo.

P. -La semana pasada desde la mesa del Consejo de Ministros se nos dijo que no eran necesarias medidas restrictivas para luchar contra el Covid y apenas unas horas después se convoca la conferencia de presidentes. ¿Qué ha encendido las luces de alarma?

R. -Pues lo que vemos desgraciadamente es que día a día van subiendo los contagios.

P. -Pero desde hace tiempo se veía esa progresión aritmética.

R. -Pero en los últimos días se ha ido viendo que esa progresión continuaba. Tenemos que ir actuando conforme vamos viendo cómo se desarrolla la pandemia. Podíamos decir lo mismo de los gobiernos autonómicos. ¿Por qué el Gobierno de Cataluña no ha tomado las medidas que ahora está anunciando? ¿Por qué el de Andalucía ha despedido a 8.000 sanitarios cuando se veía que había una nueva variante? Además, había otra variable más, y es que se acercaban las fechas navideñas.

Si se ha llegado tarde ala sexta ola será porque las comunidades no han adoptado medidas»

P. -Muchos presidentes autonómicos han criticado que el Gobierno ha reaccionado demasiado tarde, a tres días precisamente de las navidades.

R. -Si los presidentes del PP dicen que se ha llegado tarde, la pregunta es sencilla: ¿Qué es lo que han hecho ellos? Porque las Comunidades tienen posibilidades de actuar. Si el señor Feijóo dice que se ha llegado tarde la pregunta es ¿qué ha hecho usted? porque usted tenía todas las herramientas para restringir horarios o limitar aforos. ¿Qué ha hecho Ayuso? ¿Qué gestión de pandemia nos plantea al PP, la de Feijóo, la de Ayuso, la de Casado…? Si se ha llegado tarde, será porque las comunidades autónomas, que son las que tiene la potestad para tomar las medidas, no las habrán adoptado.

P. -¿Se ha intentado salvar la campaña de Navidad?

R. -Al final nos encontramos con lo que algunos denominan la teoría Ayuso, que consiste en exigir medidas al Gobierno que yo puedo adoptar pero que no quiero adoptar yo. Si el Ejecutivo las adopta, saldré criticándolas, y si no se adoptan, dirán que hemos llegado tarde. Nunca les va a venir bien nada. La realidad es que todas las comunidades y tienen capacidad y potestad de tomar medidas.

P. -¿Comparte las medidas que ha adoptado el Gobierno catalán con toques de queda y limitación de aforos?

R. -No soy experto y confío en que cada comunidad adopta las que entiende que son las mejores.

Hay gente que no puede conseguir una baja laboral porque los médicos de atención primaria no están ni se les espera»

P. -¿Y si hay alguna comunidad, como Madrid, que no toma medidas que creen necesarias?

R. -Ya sabemos cuál es la política de la señora Ayuso: libertad absoluta para buscarte un test, porque no los hay; libertad absoluta para hacerte el test, porque no te van a citar para hacerte una PCR; libertad absoluta para que llames a tus amigos para decir que has dado positivo porque no hay rastreadores; para que tú te autoconfines porque es imposible conseguir una cita en la atención primara… y lo que es más grave, hay gente que no puede conseguir una baja laboral porque se la tiene que firmar un médico de atención primaria que no está ni se le espera.

P. -Pero si los presidentes autonómicos tienen todos los instrumentos necesarios ¿para qué se convoca la conferencia de presidentes?

R. -Para exponer en común la situación que hay.

P. -¿Y para poner en común instrumentos comunes o tampoco?

R. -Pues eso se verá en la Conferencia. Ver, por ejemplo, si es oportuno poner medidas comunes para la movilidad. Es bueno, por lo menos, para hacer un diagnóstico común y de conjunto. Por eso me sorprende que haya presidentas que de entrada digan que no cuando no saben ni lo que van a plantear.

P. ¿Estaban preparando otra moción de censura en Castilla y León con Ciudadanos?

R. -No había conversación alguna con el PSOE para una moción de censura. Primero, no es cierto y, segundo, porque ahora mismo el PSOE en Castilla y León está en poder salir de esta pandemia. Me parece una barbaridad que se convoquen elecciones en plena cresta de la pandemia.

Ciudadanos solo ha servido para mantener a la derecha más casposa de nuestro país»

P. – Este es el cuarto proceso electoral en pandemia

R. – Pero es distinto, porque eran en el momento en que correspondían. Vascas y gallegas cumplían el mandato y el caso de Cataluña viene a ser algo similar. El entonces presidente del Parlament, Roger Torrent, convoca porque tras la inhabilitación de Quim Torra no se consigue durante dos meses investir a un candidato. Por lo tanto, a Torrent no le queda otra que convocar elecciones. Nadie las convoca de una manera interesada, premeditada. En Castilla y León lo que hay es un adelanto electoral.

P. – ¿Va a ser Tudanca el candidato del PSOE?

R. – Sí, en principio acabamos de salir de un congreso donde Tudanca ha conseguido un amplísimo respaldo de los compañeros y de los ciudadanos de Castilla y León donde fue la lista más votada en 2019.

P. – ¿Pueden repetir ese triunfo?

R. -Las encuestas válidas son las de las urnas y la última fue en el 19, que le dieron como vencedor. Visto lo visto, Ciudadanos solo ha servido para mantener a la derecha más casposa de nuestro país dos años más en el Gobierno, tiempo en el que se han destrozado los servicios públicos y usado la administración para casos de corrupción como la perla negra o el proceso de primarias en Salamanca… Va a haber más ciudadanos que vayan a confiar en Tudanca y en el PSOE.

P. -¿En qué medida se al juega Pedro Sánchez en estas elecciones?

R. -No, no creo que se la juegue Sánchez, creo que precisamente más se la juega Casado porque es tendría que demostrar si tiene a un PP que pueda seguir apoyándolo o se convierte en pequeños reinos de taifas. En estas elecciones hay una parte provocada por Casado, en esta estrategia de tratar de dificultarlo y crisparlo todo, y porque le convenía a Mañueco.

Iceta tiene valores muy necesarios en política sea como ministro o candidato a la alcaldía»

P. – ¿Sería Iceta buen candidato a la alcaldía de Barcelona?

R. -Iceta es un magnífico ministro, ha sido un magnífico primer secretario del PSC y donde esté estoy convencido de que hará una magnífica labor, porque donde ha estado, lo ha demostrado. Es una persona con talante, dialogante, responsable, trabajador y esos son valores muy necesarios en política y él los tiene sea como ministro, responsable del partido, presidente de la ejecutiva del PSC o candidato a la alcaldía. Eso en todo caso lo tendrán que decidir mis compañeros del PSC.