España

El incendio del Valle del Jerte "claramente provocado", apunta la Junta de Extremadura

Un hidroavión anfibio contra incendios echa agua sobre la vegetación en Extremadura

Un hidroavión anfibio contra incendios echa agua sobre la vegetación en Extremadura EP

El fuego que arrancó la pasada noche en la zona de la Garganta de los Infiernos, en el Valle del Jerte (Cáceres), ha sido «claramente provocado», según ha afirmado este domingo el director de Política Forestal de la Junta, Pedro Muñoz.

«Un incendio a las once de la noche, con dos focos, cuando todos los medios estaban centrados en Las Hurdes y Casas de Miravete, está claro que fue un incendio provocado», ha señalado Muñoz, quien ha informado esta mañana de la situación de los diferentes incendios forestales que sufre la región.

Por ello, ha pedido a la ciudadanía, prudencia y colaboración, para que toda la información que tengan «nos la den» y en cuanto a los otros incendios activos, con nivel 2 de peligrosidad, la situación está estabilizada, aunque el despliegue de efectivos es importante para evitar rebrotes. 

En cuanto a estos otros incendios activos, con nivel 2 de peligrosidad, la situación está estabilizada, puesto que «no tienen llamas», aunque el despliegue de efectivos es importante para evitar rebrotes.

Pedro Muñoz ha relatado que precisamente anoche los efectivos se centraban en estos dos incendios, cuando se les avisó de dos focos en el Valle del Jerte, hacia donde fueron movilizados 4 retenes de la zona y 3 de la Unidad Militar de Emergencias (UME), que atendían la zona de Las Hurdes.

Esta mañana los dos focos se han juntado y en estos momentos se centran todos los medios en atajarlo, ya que es el que más preocupa, por lo que se han movilizado once medios aéreos y 11 unidades de tierra, a los que se están incorporando más efectivos de la UME, entre ellos dos helicópteros y medio centenar de efectivos.

También ha explicado que a diferencia del de hace unos años, en esta ocasión el origen está más próximo a la carretera, no tanto a la reserva natural, lo que reafirma que es «un incendio provocado con toda la intención».

La zona afectada está entre Jerte y Tornavacas, la superficie que se está quemando es robledal y los esfuerzos se centran en evitar que suba a la zona de pinar en Tornavacas, ya que avanzaría más rápido, aunque Pedro Muñoz ha precisado que no hay peligro para la población porque es zona de media montaña donde no hay edificaciones.

Sí se ha cortado de manera preventiva el camino de acceso desde Jerte a la conocida zona de Los Pilones.

En cuanto al incendio de Casa de Miravete, que afecta a la zona del Parque Nacional de Monfragüe, está «prácticamente perimetrado» porque las máquinas han trabajado durante toda la noche, y en Las Hurdes «afortunadamente» la subida de la humedad «ha venido bien», pero hay que estar vigilantes a rebrotes dentro del perímetro.

Aunque de manera provisional, Muñoz ha señalado que en su conjunto estos dos incendios habrían quemado unas 6.000 hectáreas en Extremadura.

También a la espera de como evolucione el día, esta tarde se adoptará alguna decisión sobre los más de 700 vecinos evacuados de los diez núcleos de población (7 de Las Hurdes y 3 de Casas de Miravete), algunos de los cuales ya cumplen su séptima noche fuera de sus casas.

No obstante, ha recordado que en algunos sitios se ha permitido el acceso para atender animales, aunque ha insistido en que en toda la provincia de Cáceres se declaró el nivel 2 para permitir el trabajo de la UME. 

Te puede interesar

Comentar ()