En las últimas horas ya hemos notado el cambio de tiempo en el norte, donde las temperaturas se han desplomado y la nieve ha caído en cotas muy bajas, en ciertos puntos casi a nivel del mar. Este nuevo episodio de frío, lluvias y nevadas en cotas medias se extenderá por casi todo el país durante las próximas horas y jornadas.

El anticiclón de récord (valores máximos de hasta 1050 hPa) situado al oeste de las Británicas ha canalizado hasta nosotros una masa de aire muy fría procedente del noreste del continente europeo. Además, en las próximas horas una Borrasca Fría Aislada situada frente a las costas de Portugal, que ha ejercido de ‘atractora’, se irá desplazando hacia el Golfo de Cádiz.

Por tanto, tendremos lo que se conoce como un «choque» (o mejor dicho, interacción) de masas de aire sobre la Península Ibérica: una polar, fría y seca; y otra subtropical atlántica, suave y más húmeda. Cuando esto sucede, la inestabilidad suele ser acusada en el punto de encuentro de las masas de aire, y suelen haber sorpresas en la cota de nieve.

Una de las incógnitas del martes es si la nieve caerá en Madrid. Nuestro modelo de referencia, el HRES-IFS del ECMWF, no descarta a que a primeras horas pueda nevar algo en la capital, especialmente en los barrios del norte. Tendremos que estar atentos a posibles desplomes. La cota iría subiendo con el paso de las horas.

En esta batalla entre el aire polar y el subtropical, la situación de la madrugada del martes se presenta compleja en la mitad norte y en el interior. En Castilla y León la nieve podría caer en cualquier cota, por lo que Ávila, Segovia, Soria o Valladolid recibirán la visita del blanco elemento. En otras capitales como Pamplona, Guadalajara, Teruel o incluso en Logroño probablemente también la verán.

Conforme vaya avanzando el martes, el aire subtropical ganará la partida, por lo que la cota subirá progresivamente hasta los 1500 metros en la Península Ibérica. Las lluvias alcanzarán a casi todo el territorio, pudiendo ser localmente fuertes en el suroeste y en el noreste. En Canarias se esperan algunas precipitaciones en las islas occidentales.