No son altos (170 centímetros) ni rápidos (5,4 km/h a máxima velocidad), pero son tremendamente eficaces en la lucha contra el coronavirus: los robots de rayos ultravioleta que llegarán en las próximas semanas a varios hospitales españoles son capaces de eliminar el 99,99 % de los virus de una habitación en diez minutos.

Fabricados en Dinamarca por la empresa Blue Ocean Robotics, pueden desinfectar unas diez habitaciones con una única carga de batería. Tienen una base móvil que está equipada con varios sensores liDAR que se encargan de mapear superficies a través de luz láser.

«Utilizan una luz ultravioleta concentrada para destruir bacterias, virus y otros microbios dañinos», explican a este periódico desde la compañía danesa. Como la luz ultravioleta es perjudicial para la salud de las personas, el robot cuenta con un sistema de alta seguridad que le obliga a detenerse en el momento que alguien entra en la habitación que se está desinfectando.

80.000 euros la unidad

Los robots ultravioleta de Blue Ocean Robotics han llegado ya a 60 países de todos los continentes. Su coste por unidad es de unos 80.000 euros, según varias webs especializadas. Vieron la luz a mediados de 2019, antes de la pandemia de coronavirus, pero su venta se disparó desde la aparición del Covid en la ciudad china de Wuhan.

«Desde que salió al mercado las ventas han aumentado un 400 por ciento anual y ahora esperamos que ese dato se multiplique por dos o por tres», señala un portavoz de la compañía. Es decir, se calcula un crecimiento de un 1.000% desde el inicio de la pandemia.

En España se espera que lleguen en las próximas semanas. Unos 200 hospitales de nuestro país los han pedido a través de la Comisión Europea, según publicó El País. «Los robots serán distribuidos según la situación epidemiológica y las necesidades expresadas por cada país”, señaló la Comisión de acuerdo a El País.