Adobe Flash Player.

Tecnología y Gadget

Adiós para siempre a Flash Player, el "milagro" de Internet al que hundieron los celos de Steve Jobs

2021 comienza con la muerte de un clásico de Internet, Adobe Flash Player. El software revolucionó la red en los años 90 porque permitió desarrollar contenido visual llamativo en el Internet en ‘blanco y negro’. Las animaciones, los vídeos, los videojuegos y los gráficos interactivos de la época le deben mucho. Pero la herramienta llevaba años agonizando. Los desencuentros con la Apple de Steve Jobs, los agujeros de seguridad y sus problemas con los buscadores web terminaron de sentenciar al mítico reproductor.

El fin de Flash Player se anunció hace tres años y medio. Adobe avisó con tiempo a los desarrolladores para que migrasen el contenido creado con la aplicación. De hecho, hace tiempo que los principales navegadores no permiten visualizar los diseños web hechos con la herramienta. Desde este viernes, la compañía ha dejado de ofrecer soporte oficial al software. Y el martes 12 bloqueará todo el contenido Flash para que no se ejecute en los ordenadores de los usuarios que tengan la herramienta instalada. Así evitarán los problemas de seguridad a los que se exponen los programas cuando se dejan de actualizar.

Pero volvamos al principio. En realidad, Flash Player lo desarrolló Macromedia y lo compró Adobe poco después. En aquella época, Internet era otra cosa: no existía ni una ínfima parte del contenido que encontramos ahora y la velocidad de descarga era mucho más lenta. «En octubre de 1995, cuando el Ayuntamiento de Barcelona estrenó su web, metió una foto de la Plaza Sant Jaume que costaba 20 minutos en descargarse. Ahora es impensable», recuerda Andreu Veà, ingeniero y autor del libro Cómo creamos internet.

Este experto en la historia de la red califica el nacimiento de Flash Player como «una especie de milagro». Gracias a sus sistemas de compresión «salvajes», el programa permitió la fluidez de fotos, los vídeos y las animaciones. «Todo el mundo se lo instaló. Si tenías Internet, tenías que tener Flash Player; si no, no podías hacer nada», explica Veà. Flash abrió un mundo a los diseñadores web. Comenzó como un lenguaje de programación para realizar contenidos con animaciones, pero se acabó utilizando para mejorar el diseño de todo tipo de páginas. Permitía maquetar la web, hacerla llamativa con animaciones, vídeos personalizados, sonidos y botones.

«Flash nos permitió soñar como queríamos que se viera Internet», cuenta a Bussines Insider Nathalie Lawhead, actual desarrolladora de juegos en HyperAllergic. Según recuerda, el lanzamiento de Flash impactó tanto a la animación como al sector de los videojuegos.

Auge y caída

Entre todos los factores que contribuyeron a la caída de Flash, Andreu Veà destaca un episodio que ocurrió después de que Adobe comprase el software. «En parte, lo que hemos vivido el 31 de diciembre, que para mi es un drama, es culpa de Steve Jobs y de su cerrajón. Adobe pensó primero en lanzar Flash para PC porque tenía infinitamente más cuota de mercado. Esto no lo traga Steve Jobs y decide hacer la puñeta a Adobe. ¿Cómo? Cuando en 2007 lanzaron el primer iPhone, lo hicieron incompatible con Flash Player. La excusa que dieron al público fue que el programa gastaba mucha batería (…) No olvidemos que el mundo estaba hecho de animaciones con Flash Player y era un monopolio único», señala.

Veà fue uno de los afectados por esta decisión. Tenía un iPhone y estaba suscrito a El Mundo. «Tenían un departamento de infografías buenísimo. Pero yo miraba el iPhone o el iPad y no veía nada», dice. Pero hubo más culpables en la caída en desgracia del software. «Podemos culpar a Adobe porque Flash Player está lleno de agujeros de seguridad por todas partes. Entre todos, lo mataron», concluye.

Hay, además, otras razones de peso que cercaron a Flash. Tal y como detalla la agencia Galerna Estudio, utilizar el software afectaba directamente al posicionamiento SEO de la web en los buscadores, que ignoraban este tipo de páginas en sus resultados de búsqueda. Si uno quería ver contenidos Flash tenía dos opciones: isntalar un ‘plugin’ o el propio programa.

Ante esta agonía, en julio de 2017 Adobe puso fecha al funeral de Flash. Una decisión que tomaron al entender que había otros estándares abiertos como HTML5, WebGL y WebAssembly que maduraron en los últimos años y que sirven como alternativas para el contenido Flash. «Toda animación que no se haya migrado se perderá», sostiene Veà. Hoy en día, matiza, la decisión de Adobe afectará, sobre todo, al mundo de la educación, que utilizaba Flash para desarrollar juegos y animaciones para enseñar a los estudiantes.

Pero no está todo perdido. Ante la muerte anunciada del mítico reproductor, se han lanzado alternativas para seguir disfrutando de los contenidos creados con Flash. Esto, como cuenta El País en este reportaje, ha permitido dar una segunda vida a videojuegos e interactivos que iban a morir junto a la herramienta de Adobe.

Comentar ()