Internacional

La jefa de prensa de Kamala Harris se va de la Casa Blanca en plena crisis de imagen de la vicepresidenta

Kamala Harris, vicepresidenta de los Estados Unidos.

Kamala Harris, vicepresidenta de los Estados Unidos. EFE

Ashley Etienne, jefa de prensa de la vicepresidenta de Estados Unidos, Kamala Harris, dejará su cargo en diciembre tras protagonizar varios desencuentros, según fuentes cercanas a la situación a la cadena CNN, con altos responsables de la Casa Blanca en medio del difícil aterrizaje de Harris, excandidata a la Presidencia, como segunda del Ejecutivo.

Oficialmente, Etienne abandona el cargo «en busca de otras oportunidades», según confirmaron en un primer momento fuentes del magacín ‘Vanity Fair’ y ratificaron responsables de la administración bajo el anonimato a la CNN. «Ashley es una mujer enormemente valorada que ha trabajado sin descanso para alcanzar los objetivos de esta administración», añaden.

Sin embargo, a principios de esta semana la misma cadena CNN informaba de la frustración reinante entre el círculo de asesores de la vicepresidenta, que ahora se ve como «marginada» y «maniatada» dentro de la administración. Otra fuente apunta que Etienne «no encajaba bien» dentro de la plantilla de la vicepresidenta por su «inactividad» y su incapacidad para aclarar los mensajes de Harris.

Simpatizantes de Harris lamentan que a la vicepresidenta no se le están dando oportunidades para exhibir un liderazgo necesario de cara a su posible candidatura a la Casa Blanca por el Partido Demócrata si el presidente, Joe Biden, decide no presentarse a un segundo mandato. Su lentitud a la hora de avanzar en sus iniciativas asignadas (como la expansión del derecho a voto) se debe, añaden, a la falta de respaldo del presidente.

La Casa Blanca respondió a estas informaciones describiendo a Harris como una aliada «esencial» del presidente, Joe Biden, al tratarse de la persona que «necesita» el mandatario para gobernar el país.

En un intento de reconducir la situación y revalorizar su cargo, Harris contrató en septiembre a dos expertos en comunicación de crisis — Lorraine Voles y Adam Frankel, que trabajaron a las órdenes de Hillary Clinton y Barack Obama — mientras ha circulado por los platós de TV con un mensaje de unidad.

«No tengo la sensación de que me estén infrautilizando», declaró Harris en comentarios a la cadena ABC en la que resaltó la colaboración desarrollada con Biden a la hora de aprobar el gigantesco paquete de ayuda e infraestructura destinado a sacar al país del dique económico provocado por la pandemia. «Estamos sacando esto adelante, y lo estamos haciendo juntos», declaró.

Te puede interesar

Comentar ()